El embarazo

¿Qué es la PAPP-A, por qué se determina durante el embarazo y cuáles son las causas de las desviaciones?

Pin
Send
Share
Send
Send


Para prevenir complicaciones durante el embarazo y para prevenir anomalías genéticas y congénitas en el feto, las mujeres embarazadas se someten a exámenes de detección perinatal, un conjunto especial de exámenes. Este complejo incluye la determinación de alfafetoproteína, gonadotropina coriónica humana, estriol libre, lactógeno placentario, inhibina A, así como el análisis de PAPP y varios otros estudios.

En este artículo hablaremos sobre el análisis de PAPP-A - proteína plasmática, cuya definición durante el embarazo no es de poca importancia.

Indicaciones para la prescripción de la prueba PAPP.

  • Prueba de detección perinatal, que se realiza para evaluar el riesgo de anomalías cromosómicas del embrión en 9-13 semanas.
  • El curso difícil del embarazo observado anteriormente (interrupción espontánea del embarazo, desvanecimiento fetal en las primeras etapas).
  • Edad embarazada mayor de 35 años.
  • Enfermedades de la hepatitis, infección por herpes, citomegalovirus, rubéola en embarazos pasados.
  • Si la familia ya tiene un hijo con trastornos cromosómicos o defectos de desarrollo.
  • Patologías genéticas en padres, hermanas y hermanas de la embarazada.
  • Los efectos de la radiación u otras exposiciones dañinas en uno de los padres del feto.

El análisis se realiza generalmente durante 1-2 días. La extracción de sangre se realiza por la mañana, con el estómago vacío. En la víspera no debe beber alcohol, dulces y comer en exceso, así como participar en el trabajo físico pesado.

¿Qué significa PAPP-A?

PAPP-A es una proteína especial que comienza a producirse en grandes cantidades durante el embarazo. Normalmente, algunas de estas proteínas, una glucoproteína de alto peso molecular, están disponibles para todos: se producen en suero sanguíneo. Sin embargo, en mujeres embarazadas, comienza a sintetizarse por el trofoblasto, la capa celular externa del embrión, con la cual se implanta en la pared del útero.

El análisis de la proteína A de plasma (PAPP-A) se prescribe para detectar cualquier anomalía del embrión en desarrollo a tiempo, porque una ecografía en este momento aún no puede evaluar la formación y el desarrollo del feto.

Los expertos se inclinan a creer que un cambio en la cantidad de plasma-proteína-A se asocia a menudo con el riesgo de desarrollar la enfermedad de Down u otras anomalías cromosómicas en un niño. Además, un cambio en los indicadores puede indicar una amenaza de interrupción espontánea o interrupción del embarazo. Por este motivo, el análisis PAPP-A es obligatorio en la lista de estudios de detección perinatal.

El PAPP durante el embarazo se considera informativo, a partir de la octava semana de gestación, sin embargo, los médicos suelen prescribir una prueba de PAPP en combinación con β-hCG, es decir, de 11 a 14 semanas. Cabe señalar aquí que los resultados del análisis de PAPP, que se llevó a cabo después de 14 semanas, ya no pueden considerarse confiables, ya que a partir de este período la proteína A de plasma ya no es un marcador de anomalías cromosómicas.

Para afirmar con cierta precisión el riesgo de desarrollar feto de Down y otras anomalías, el médico debe considerar no solo el indicador PAPP-A en sí, sino también su relación con el resultado de las lecturas de β-hCG y ultrasonido.

El intervalo de tiempo entre la realización de ultrasonido y la extracción de sangre para bioquímica (PAPP y hCG) no debe exceder los 3 días, de lo contrario las indicaciones pueden ser inexactas. Junto con el rendimiento de PAPP, hCG se determina simultáneamente.

Resultados PAPP-A

La interpretación de PAPP-A es realizada por un especialista que toma en cuenta la proporción de datos sobre la cantidad de proteína de plasma A, β-hCG y los resultados de la prueba de ultrasonido. Además, se tienen en cuenta el peso de la futura madre, los hechos de fumar a una mujer embarazada, la concepción durante la FIV, el consumo de ciertos medicamentos, la diabetes y la presencia de embarazos múltiples.

Hay varios indicadores de la tasa de PAPP por semana de embarazo. La tabla PAPP-A indica datos dependiendo del período:

Que es

PAPP-A es un indicador de laboratorio muy importante, que se asigna a las madres embarazadas. Se incluye en la primera pantalla prenatal. Este espectro de investigación es necesario para Identificar diversas patologías genéticas en las primeras etapas de su formación.

Esta sustancia aparece en el torrente sanguíneo de una mujer embarazada durante el embarazo. Es extremadamente específico. Según su estructura química y natural, es una proteína del plasma sanguíneo.

Las primeras cuatro letras del nombre de esta sustancia se abrevian. Los especialistas de habla inglesa lo llaman la Proteína A del plasma asociada al embarazo. Traducido al ruso, esto significa Proteínas plasmáticas asociadas al embarazo A.

Los científicos creen que esta sustancia aparece en el torrente sanguíneo de la madre cuando un pequeño embrión se "implanta" (implantado) en la pared interna del útero. Esto lleva al hecho de que partes de PAPP-A se liberan en la sangre.

Los expertos creen que la definición de la proteína asociada y la proporción de hCG son indicadores importantes de varias afecciones patológicas que ocurren en el primer período de desarrollo del bebé. Este indicador clínico es un examen muy importante para la detección de varias CDF del feto.

Las patologías cromosómicas son bastante peligrosas. Durante mucho tiempo, los médicos no pudieron detectarlos de manera oportuna.

Actualmente, es posible excluir enfermedades cromosómicas y genéticas peligrosas en el período de desarrollo prenatal del bebé. Para ello, los expertos dirigen y analizan los resultados de diversos estudios y análisis.

Procedimiento de Ejecución

Para determinar la PAPP-A, deberá extraerse sangre venosa. Entregar ese análisis bioquímico es mejor en la mañana, estrictamente con el estómago vacío.

Solo en algunos casos, se permiten varias excepciones, cuando una mujer embarazada acude al laboratorio y no con el estómago "vacío". Como norma, tales indulgencias se aplican solo a las mujeres que padecen diabetes, especialmente del tipo dependiente de la insulina. En este caso, necesitan desayunar.

En la víspera de una visita al laboratorio, debe limitar el consumo de alimentos grasos y fritos. Pueden llevar a que el resultado del análisis sea poco fiable. En este caso, el médico puede solicitar volver a realizar el análisis y prescribir un estudio alternativo. La cena en la noche antes de la prueba debe ser ligera y fácil de digerir.

Antes de presentar análisis bioquímicos, especialmente los realizados durante la primera selección, Los médicos recomiendan encarecidamente a las mujeres embarazadas que limiten cualquier actividad física.. Si una mujer embarazada asiste a una clase de yoga durante el embarazo o participa en un gimnasio, dichos entrenamientos deben limitarse de 3 a 5 días antes del estudio.

¿Cuándo se determina?

Esta prueba de laboratorio en la mayoría de los casos se lleva a cabo en 12-13 semanas. En algunas situaciones, se puede realizar una semana antes. El tiempo lo determina el médico que observa a la futura madre en la clínica prenatal.

Además de PAPP-A, también se determinan otros indicadores de laboratorio. Uno de ellos es hCG. Su concentración aumenta con la duración del embarazo. En la primera mitad del embarazo, su contenido en la sangre es bastante alto. Sólo en el parto, comienza a declinar gradualmente.

Los expertos identifican varios grupos especiales de mujeres que definitivamente deben realizar estudios de detección. Estas incluyen futuras madres que quedaron embarazadas después de 35 años.

Las mujeres con casos relacionados de enfermedades cromosómicas y genéticas también deben donar sangre para su análisis y someterse a ultrasonido.

Además, no evite la aprobación de este conjunto de estudios para mujeres cuyos embarazos previos terminaron en abortos espontáneos o interrupciones en las etapas iniciales. Muchos expertos también recomiendan ser examinados y las mujeres embarazadas que hayan tenido alguna enfermedad viral o catarral antes de las 10 a 12 semanas de embarazo.

Muchas futuras madres piensan erróneamente que solo una ecografía durante la primera evaluación prenatal será suficiente para revelar cualquier patología. Esto no es en absoluto el caso.

Durante un examen de ultrasonido a una edad gestacional determinada, solo se evalúan los indicadores básicos y el tamaño fetal. Si el estudio es realizado por un especialista poco experimentado, los valores de los resultados obtenidos pueden ser incorrectos. En este caso, los análisis bioquímicos, incluida la determinación de hCG y PAPP-A, ayudan a los médicos a identificar patologías peligrosas que ya se encuentran en una etapa temprana en el desarrollo de un bebé.

La gonadotropina coriónica es un criterio muy importante, pero muy inespecífico. Un cambio en su concentración por encima de la norma ocurre en una variedad de estados. No todas son patologías.

Con embarazos múltiples, la concentración de hCG en la sangre aumentará significativamente.

Antes de evaluar los resultados del análisis, el médico necesariamente tendrá en cuenta todas las patologías que acompañan a los órganos internos que tiene una mujer. También es muy importante tener en cuenta si la futura madre toma algún medicamento. Si la PAPP-A es más baja o más alta que la norma, esto requiere una atención especial a la mujer para excluir patologías peligrosas.

En su práctica diaria, los obstetras-ginecólogos a menudo usan una mesa especial. Contiene los valores de la norma de la sustancia.

Es muy simple y hace que sea bastante fácil determinar cuándo se sube o baja el PAPP-A. Los valores normales de este indicador clínico se presentan a continuación:

Desarrollo prenatal a término del bebé.

(en semanas)

Valores válidos (UI / ml)

¿Qué es una prueba doble?

Hoy en día, hay 2 tipos principales:

Su objetivo es determinar las malformaciones congénitas, las anomalías del desarrollo en el feto, pero se realizan en diferentes momentos.

Prueba doble, prueba doble, detección perinatal durante el embarazo: estos diversos nombres a menudo asustan y causan solo una pregunta "¿Qué es?".

De hecho, esta lista de términos diversos y complejos oculta el mismo procedimiento. Incluye un examen de ultrasonido del estado del feto y membranas amnióticas, análisis bioquímico de la sangre.

El examen de la sangre de la madre permite determinar los riesgos de algunas enfermedades genéticas.

Cuando hacerlo

La selección bioquímica toma alrededor de 11 a 13 semanas. Durante este período, hay 2 indicadores importantes en la sangre de una mujer:

Las sustancias se llaman marcadores de posibles patologías del desarrollo del niño.

Si realiza esta investigación antes o después del tiempo especificado, no será informativo y mostrará resultados erróneos.

La evaluación es obligatoria para todas las mujeres, pero se debe prestar especial atención a:

  • mujeres mayores de 35 años,
  • Embarazadas que ya tuvieron hijos con patologías.
  • Pacientes en cuya familia hay casos de enfermedades genéticas y cromosómicas.

Lo que determina el análisis.

Estudios realizados con detección bioquímica, cuyo objetivo es determinar la probabilidad de anomalías cromosómicas en el feto.

Al final del primer trimestre del embarazo, ya es posible averiguar el riesgo de la aparición de enfermedades como:

  • Síndrome de down,
  • Anencefalia
  • Síndrome de edwards,
  • Hendidura del canal espinal.

El síndrome de Down o trisomía de 21 pares de cromosomas es una enfermedad bastante común en el mundo moderno. Así, resulta que no son dos, sino tres cromosomas.

Los niños con este diagnóstico tienen un aspecto característico. Con rasgos anchos, ojos rasgados y nariz bastante corta.

La enfermedad se acompaña de retraso mental, parálisis cerebral y otras patologías múltiples del desarrollo de los órganos internos.

Anencefalia o ausencia del cerebro. Se puede determinar esta patología en ultrasonido. Tales niños no son viables.

Al igual que en el caso del síndrome de Down, aparece un cromosoma adicional en el par 18.

Esta enfermedad se acompaña de un gran número de comorbilidades. Desafortunadamente, estos niños generalmente no sobreviven después del nacimiento.

La incisión del canal espinal o espina bífida es una patología del tubo neural y afecta la médula espinal.

Después del nacimiento, los bebés no podrán moverse completamente y es probable que estén paralizados.

Si esta patología tiene anormalidades acompañantes de los órganos internos, entonces el niño no es viable.

Normas de proteínas en el primer trimestre.

Para determinar la probabilidad de un síndrome, analice el contenido de tales proteínas en la sangre como:

  • PAPP-A (proteína A plasmática asociada al embarazo),
  • β-hCG (subunidad beta de la gonadotropina coriónica humana).

Tabla de indicadores normales de PAPP-A (miel / ml) y β-hCG (ng / ml)

Prueba bioquímica de sangre en el cribado en el 1er trimestre

En el momento de la donación de sangre, la futura madre ya debería tener resultados de ultrasonido con la edad gestacional exacta y los comentarios del médico que lo acompañan. Por ejemplo, si los diagnósticos de ultrasonido revelaron congelación fetal, entonces simplemente no tiene sentido seguir analizando.

La donación de sangre para tal examen implica una serie de reglas:

    Para alquilar exclusivamente con el estómago vacío. El agua solo está permitida si la madre tiene toxemia grave o mareos.

Si es posible, done sangre lo antes posible, pero sin confundir la secuencia de procedimientos. Si el proceso de suministro de biomaterial toma mucho tiempo, tome un refrigerio y coma inmediatamente después de salir de la sala de tratamiento.

  • Un par de días antes del estudio programado, excluye de la dieta varios productos: platos grasos y ahumados, nueces, chocolate, mariscos.
  • El día antes de la entrega del biomaterial debe eliminar el esfuerzo físico intenso.
  • Un análisis de sangre para bioquímica tiene como objetivo estudiar dos indicadores:

    • hormona coriónica humana libre (hCG)
    • Proteína plasmática PAPP-A.

    Los resultados del examen bioquímico están listos en 2 días.

    La PAPP-A es una proteína plasmática que el cuerpo comienza a liberar activamente durante el embarazo.

    Se produce por la capa exterior del embrión en el momento en que penetra en las paredes del útero. Es por eso que el estudio de la sangre a nivel de esta proteína es de suma importancia para el diagnóstico temprano del desarrollo inadecuado del futuro bebé. Incluso al comienzo del embarazo, cuando una ecografía no puede ver el problema, los indicadores PAPP-A pueden indicar su presencia.

    Un cambio en la desviación cuantitativa de la norma PAPP puede indicar:

    • Síndrome de down,
    • aborto perdido
    • La amenaza de aborto involuntario.

    Se debe realizar un análisis de sangre para detectar PAPP-A antes de las 14 semanas de embarazo. En una fecha posterior, no se deben esperar resultados confiables. Después de 14 semanas, la tasa de PAPP-A para una mujer con anomalías cromosómicas genéticas del feto será exactamente la misma que para una mujer que tiene un bebé sano.

    Cualquier desviación de la norma durante el embarazo, ya sea un aumento o una disminución en los niveles de proteínas plasmáticas, debe ser motivo de preocupación.

    ¡IMPORTANTE! Solo una combinación de los resultados de la ecografía y la detección bioquímica puede dar una imagen completa del curso del embarazo. La sangre debe donarse a más tardar 3 días después del examen de ultrasonido. El médico no le da un diagnóstico preciso, pero solo señala posibles patologías que pueden confirmarse o desmentirse utilizando métodos de examen más precisos.

    Al interpretar los resultados de la primera prueba de detección, el ginecólogo tiene en cuenta todas las características de una mujer embarazada: peso, presencia de diabetes, si se tomaron medicamentos al momento del estudio, presencia o ausencia de malos hábitos, el embarazo se obtuvo mediante FIV o no, y muchos otros.

    El nivel de proteína plasmática aumenta de 8 a 13-14 semanas.

    Normalmente, en una mujer embarazada, la PAPP-A es diferente dependiendo de la semana de embarazo.

    Las desviaciones de la norma pueden indicar una patología cromosómica genética por parte del feto, y una mujer embarazada está en riesgo de frosting fetal o aborto espontáneo.

    ¿Por qué gastar la detección

    Para cualquier examen prescrito por un médico, una mujer embarazada es cautelosa. Después de todo, ahora lo principal es que nada amenaza al bebé. Por lo tanto, cuando el ginecólogo da instrucciones para realizar una evaluación durante un período de 13 semanas y 6 días, la futura madre a menudo no sabe qué esperar de todo esto y está muy preocupada.

    De hecho, el examen prenatal es lo más seguro posible y se prescribe a casi todos en un período de 11 a 13 semanas de obstetricia debido a los métodos simples para realizarlo:

    • ultrasonido
    • Prueba de detección bioquímica de sangre.

    La primera evaluación prenatal está programada para un período de 11 a 13 semanas y 6 días. Durante este período, esta encuesta es lo más informativa posible.

    Es especialmente importante pasar un estudio a una mujer con un embarazo agobiado o intentos anteriores fallidos de soportar al bebé. Estos factores de riesgo incluyen:

    • una mujer que tiene 35 años o más
    • embarazos previos que resultaron en abortos involuntarios o embarazos no en desarrollo,
    • la familia ya tiene un hijo con una patología cromosómica o genética,
    • во время настоящей беременности на ранних сроках до 13 недели перенесено серьезное инфекционное заболевание,
    • влияние вредных факторов, связанных с профессией женщины,
    • пристрастие будущей матери к алкоголю, наркотикам.

    Primero se realiza un examen de ultrasonido y luego, el mismo día, se dona sangre para la detección bioquímica. El cumplimiento de esta secuencia en conjunto garantiza un resultado confiable del estudio. El primer examen requiere el período de gestación más apropiado, hasta un día. Sólo un médico especialista en ultrasonido puede determinar la fecha exacta. Además, solo un ultrasonido dará como resultado un embarazo único o un embarazo múltiple. Sin esta información, generalmente no es recomendable donar sangre, ya que no obtendrá resultados de calidad.

    Que es PAPP-A

    La PAPP-A es una proteína plasmática que el cuerpo comienza a liberar activamente durante el embarazo.

    Se produce por la capa exterior del embrión en el momento en que penetra en las paredes del útero. Es por eso que el estudio de la sangre a nivel de esta proteína es de suma importancia para el diagnóstico temprano del desarrollo inadecuado del futuro bebé. Incluso al comienzo del embarazo, cuando una ecografía no puede ver el problema, los indicadores PAPP-A pueden indicar su presencia.

    Un cambio en la desviación cuantitativa de la norma PAPP puede indicar:

    • Síndrome de down,
    • aborto perdido
    • La amenaza de aborto involuntario.

    Se debe realizar un análisis de sangre para detectar PAPP-A antes de las 14 semanas de embarazo. En una fecha posterior, no se deben esperar resultados confiables. Después de 14 semanas, la tasa de PAPP-A para una mujer con anomalías cromosómicas genéticas del feto será exactamente la misma que para una mujer que tiene un bebé sano.

    Cualquier desviación de la norma durante el embarazo, ya sea que aumente o disminuya los niveles plasmáticos en plasma, debe ser motivo de preocupación.

    ¡IMPORTANTE! Solo una combinación de los resultados de la ecografía y la detección bioquímica puede dar una imagen completa del curso del embarazo. La sangre debe donarse a más tardar 3 días después del examen de ultrasonido. El médico no le da un diagnóstico preciso, pero solo señala posibles patologías que pueden confirmarse o refutarse utilizando métodos de examen más precisos.

    Los resultados de la prueba de sangre para PAPP-A

    Al interpretar los resultados del primer examen de detección, el ginecólogo tiene en cuenta todas las características de una mujer embarazada: peso, presencia de diabetes, si se tomaron medicamentos al momento del estudio, presencia o ausencia de malos hábitos, el embarazo se obtuvo mediante FIV o no, y muchos otros.

    El nivel de proteína plasmática aumenta de 8 a 13-14 semanas.

    Normalmente, en una mujer embarazada, la PAPP-A es diferente dependiendo de la semana de embarazo.

    Las desviaciones de la norma pueden indicar una patología cromosómica genética por parte del feto, y una mujer embarazada está en riesgo de frosting fetal o aborto espontáneo.

    Pin
    Send
    Share
    Send
    Send