Ginecologia

Polihidramnios durante el embarazo: causas, signos y consecuencias para el niño.

Pin
Send
Share
Send
Send


El autor del artículo es Sozinova AV, un obstetra-ginecólogo en ejercicio. Experiencia profesional desde 2001.

El feto está rodeado de líquido amniótico, cuyo volumen varía a lo largo del embarazo (cuanto más largo es el período de gestación, más se convierte en líquido amniótico).

La patología de un líquido amniótico, en el que hay un exceso de este, e incluso una sobreabundancia, se llama multiespecie. Entonces, al final del embarazo (37-38 semanas) la cantidad de agua no debe exceder de 1,5 litros.

Las razones que conducen a los polihidramnios no se conocen bien. Convencionalmente, se pueden dividir en varios grupos:

Causas maternas

En primer lugar, este grupo incluye enfermedades crónicas de las mujeres.

La diabetes en el 25% de los casos provoca una alta hidratación durante la gestación. También incluye enfermedades crónicas de los sistemas cardiovascular y urinario (glomerulonefritis y pielonefritis, hipertensión, defectos cardíacos).

Las infecciones crónicas o agudas desempeñan un papel importante en el desarrollo de polihidramnios. Especialmente aquellos que están en el grupo de infecciones por TORCH (rubéola, herpes, citomegalovirus, toxoplasmosis).

Además, las enfermedades de la esfera genital (fibromas uterinos, endometriosis, inflamación crónica del útero y apéndices) también son responsables del aumento en el volumen de líquido amniótico.

Causas de anormalidad fetal

Estas son principalmente anomalías congénitas del desarrollo y enfermedades cromosómicas (anencefalia, patología de la médula espinal y sistema urinario, procesos neoplásicos y otros).

Además, el polihidramnios se desarrolla durante embarazos múltiples o grandes tamaños de fetos.

Factores debidos a la patología del embarazo.

Este grupo incluye: diversas patologías de la placenta (tumores del lugar pediátrico), preeclampsia (daño a las paredes de los vasos sanguíneos y un aumento de su permeabilidad), disminución de la hemoglobina, embarazo Rh-conflicto.

También se encontró polihidramnios idiopáticos, cuya causa no se pudo establecer.

Diagnósticos

El diagnóstico de polihidramnios incluye examen físico y métodos de investigación adicionales:

Examen fisico

Cuando se mide la circunferencia del abdomen y la altura de la parte inferior del útero se determina por su tamaño significativo, en exceso de las características características de este período de embarazo. Esto es especialmente notable con la observación regular de una mujer embarazada. La palpación del útero revela su tensión y movilidad excesiva del embrión.

Tabla: altura de reposo de la parte inferior del útero y circunferencia abdominal por semana de embarazo

Cuando se escucha el latido fetal, se determinan los sonidos cardiacos sordos o sordos.

En el caso de un examen vaginal de una mujer en trabajo de parto, se puede detectar una vejiga fetal intensa incluso fuera de la contracción.

Examen instrumental

El "estándar de oro" para determinar la cantidad de líquido amniótico es el cálculo del índice de líquido amniótico (IAG) durante la ecografía.

La polihidramnios se diagnostica aumentando el IAG y el tamaño de la bolsa más grande de líquido amniótico de 8 cm o más. Sin embargo, el ultrasonido debe llevarse a cabo en dinámica (repetidamente).

Índice de líquido amniótico semanal

  • 16 semanas - 73-201mm (121 mm en promedio)
  • 17 semanas - 77-211mm (127mm en promedio)
  • 18 semanas - 80-220mm (133mm en promedio)
  • 19 semanas - 83-230mm (137mm en promedio)
  • 20 semanas - 86-230mm (141mm en promedio),
  • Semana 21 - 88-233mm (143mm en promedio)
  • 22 semanas - 89-235mm (145mm en promedio)
  • 23 semanas - 90-237mm (146mm en promedio),
  • 24 semanas - 90-238mm (147mm en promedio),
  • 25 semanas - 89-240mm (147mm en promedio)
  • 26 semanas - 89-242mm (147mm en promedio),
  • 27 semanas - 85-245mm (156mm promedio),
  • 28 semanas - 86-249mm (146mm en promedio)
  • 29 semanas - 84-254 mm (145 mm en promedio)
  • 30 semanas - 82-258mm (145mm en promedio)
  • Semana 31 - 79-263mm (144mm en promedio)
  • 32 semanas - 77-269mm (144mm en promedio)
  • 33 semanas - 74-274mm (143mm en promedio),
  • 34 semanas - 72-278mm (142mm en promedio)
  • 35 semanas - 70-279mm (140mm en promedio),
  • 36 semanas - 68-279mm (un promedio de 138mm),
  • 37 semanas - 66-275mm (135mm en promedio)
  • 38 semanas - 65-269mm (un promedio de 132mm),
  • 39 semanas - 64-255mm (127mm en promedio)
  • 40 semanas - 63-240mm (123mm en promedio)
  • Semana 41 - 63-216mm (116mm en promedio)
  • 42 semanas - 63-192mm (110mm en promedio).

Pruebas de laboratorio

Desde el laboratorio se asignan métodos de investigación adicionales.

  • Sangre para Rh y anticuerpos.
  • sangre por azúcar (para excluir la diabetes mellitus gestacional),
  • PCR para identificar patógenos de infecciones por TORCH.

Cardiotocografía (CTG) y dopplerometría

Para evaluar el estado del feto, se realizan cardiotocografía (audición instrumental del latido cardíaco fetal) y dopplerometría (examen del flujo sanguíneo en el feto, el cordón umbilical y los vasos uterinos).

Tratamiento de polihidramnios.

El tratamiento del exceso de líquido amniótico tiene como objetivo eliminar la causa del mismo. En caso de detección de hiperglucemia (alto nivel de azúcar en la sangre), el tratamiento tiene como objetivo normalizar su nivel. En caso de detección de la sensibilización a Rhesus en mujeres embarazadas, se realiza una terapia adecuada (tratamiento o prevención de la enfermedad hemolítica del feto).

Cuando se detectan malformaciones prenatales en el feto, lo que lleva al desarrollo de polihidramnios e incompatible con la vida del niño, el embarazo se interrumpe por razones médicas.

El grado moderado de polihidramnios revelado en el tercer trimestre es una indicación de su prolongación adicional durante el tratamiento de la insuficiencia placentaria (mejora del flujo sanguíneo uteroplacentario).

Con moderados polihidramnios asignados:

  • tocolíticos (dilatando los vasos uterinos y reduciendo el tono del útero): partusisten, ginipral,
  • antiespasmódicos: papaverina, no-spa, magnesia,
  • Agentes antiplaquetarios (mejoran la reología o fluidez de la sangre): trental, campanillas,
  • vitaminas (ácido ascórbico, grupos B, tocoferol como antioxidante),
  • Actovegin (mejora la absorción de glucosa y oxígeno).

Cuando se detecta una infección intrauterina, se prescribe una terapia etiotrópica (medicamentos que son dañinos para los patógenos de la infección): antibióticos macrólidos (eritromicina, josamicina), antivirales o contra la candidiasis.

Si se diagnostican polihidramnios agudos o grados severos de polihidramnios después de 28 semanas de gestación, el tratamiento se lleva a cabo hasta que aparecen signos de maduración de los pulmones del feto (en este caso se prescriben glucocorticoides y surfactantes), seguido de un parto temprano.

La indicación de aborto es el período de gestación de menos de 28 semanas y el polihidramnios agudo.

En algunos casos, la amniocentesis terapéutica es posible, aunque su efectividad es bastante baja.

Al nacer, se muestra una apertura temprana de las membranas de la vejiga fetal y, con cuidado (bajo el control de la mano), su descarga lenta evita que se caigan los bucles del cordón umbilical. El final del segundo y tercer período del parto se administra por vía intravenosa con uterotónicos (oxitocina).

El curso del parto y la influencia de los polihidramnios en el feto.

El polímero tiene un efecto adverso sobre el embarazo y el parto.

A menudo, hay una ruptura prematura del agua, que causa el nacimiento prematuro o la interrupción del embarazo en los últimos períodos.

Además, la hidrofluencia exacerba el curso de la preeclampsia o sirve como punto de partida en su desarrollo.

En el parto, debido al estiramiento excesivo del útero, la debilidad de las fuerzas laborales, la ruptura temprana o prenatal del agua, el sangrado hipotónico en el período posterior al parto y los periodos postparto tempranos.

También es posible un desprendimiento prematuro de la placenta, tanto durante el embarazo como durante el parto.

Para el período posparto se caracteriza por subinvolución (contracción uterina lenta).

El agua múltiple conduce a una posición y presentación incorrecta del feto debido a su mayor actividad motora, la inserción del extensor de la cabeza del feto durante el parto.

Además, el parto puede complicarse por la pérdida de un bucle del cordón umbilical y partes pequeñas del niño. El aumento de la actividad fetal en el útero sobrecargado contribuye al enredo del cordón umbilical, lo que puede llevar a un deterioro del flujo sanguíneo fetoplacentario, a la hipoxia fetal e incluso a la muerte en el parto.

La influencia de los polihidramnios en el feto.

Un exceso de líquido amniótico puede llevar a las siguientes consecuencias para el feto:

  • muerte fetal durante el embarazo o el parto (hipoxia intrauterina, aborto, asfixia del cordón umbilical),
  • desarrollo de neumopatía (enfermedades pulmonares no infecciosas) debido al síndrome de aspiración o infección intrauterina,
  • bajo peso al nacer (hipotrofia) debido al retraso del crecimiento intrauterino,
  • Tamaño grande del feto (4 kg o más) como resultado de una hiperglucemia identificada.

Algunos estudios durante el embarazo

Signos de polihidramnios durante el embarazo.

Uno de los signos más evidentes es una gran barriga. ¿A qué otros signos prestar atención?

  • Demasiado grande para tu vientre de vida. ¿Qué tan grande es, el médico determinará en la recepción de acuerdo con la altura de la parte inferior del útero y la circunferencia abdominal
  • Estrías (estrías) en el abdomen. Son de color rosa pálido y azul, aparecen debido al estiramiento excesivo de la piel durante el embarazo.
  • Debilidad, pesadez al caminar debido a la pesada carga sobre la columna vertebral.
  • Falta de aliento. Con el polihidramnios, la parte inferior del útero comienza a "levantar" el diafragma y le impide respirar por completo.
  • Pies hinchados. La circulación sanguínea en las piernas se está deteriorando (debido al crecimiento del útero). El líquido en los tejidos se retrasa - aparece edema.
  • Pulso rapido El pulso en mujeres embarazadas siempre se acelera en posición supina. Y con muchas aguas, se hace aún más.
  • Fluctuaciones de los síntomas: gorgoteo en el abdomen, la sensación de sacudidas en un lado del abdomen al tocar desde el lado opuesto.
  • Sientes mal la agitación del bebé, indistintamente.

Flujo de agua moderado

El líquido amniótico todavía no es demasiado, mamá está sana y el bebé se está desarrollando normalmente. Como regla general, en caso de polihidramnios moderados, es suficiente visitar al médico regularmente y seguir estrictamente sus consejos. El médico le recetará CTG (cardiotocografía), con la ayuda de la cual es muy fácil determinar si el bebé se siente bien o lo está molestando.

Parto con polihidramnios

En las últimas etapas del embarazo (semana 32-34), las mujeres embarazadas están especialmente preocupadas por cómo se realizará el parto durante el polihidramnios.

Si no hay complicaciones, el parto con polihidramnios será natural, sin una cesárea (¡pero el médico se lo dirá!).

Sin embargo, hay una serie de características que debe conocer:

  1. Con polihidramnios, el útero está demasiado estirado. Las consecuencias - durante las contracciones de parto serán débiles. En este caso, realizará una "punción" de la vejiga fetal (amniotomía) para liberar lentamente el líquido amniótico. Luego, el útero disminuirá y podrá contraerse según sea necesario.
  2. Una posible consecuencia del polihidramnage durante el embarazo es el sangrado durante el parto.

Indicaciones para cesárea con polihidramnios.

  • Posición oblicua o transversal del bebé.
  • Bucles de cordón umbilical (cuando el agua es demasiado temprana)

Enumeramos las enfermedades en las que puede ocurrir agua alta:

  • Enfermedades crónicas del sistema cardiovascular.
  • La diabetes y sus diversas etapas.
  • Enfermedades infecciosas.
  • Enfermedades del tracto urinario.
  • Anomalías cromosómicas.
  • Rechazo del feto por parte de la madre por el factor Rh.
  • Infección con infecciones por TORCH.
  • Enfermedad del riñón
  • Diversas malformaciones fetales. Por ejemplo, desviaciones en el desarrollo del estómago, intestinos, corazón, sistema nervioso.
  • Anemia
  • Embarazo múltiple.
  • Gestosis, es - toxicosis.

Además, el curso del embarazo y polihidramnios se ve afectado por tamaño del feto. Como regla general, un niño grande necesitará más líquido amniótico, lo que en términos de indicadores puede no coincidir con la norma.

Señales y síntomas de polihidramnage durante el embarazo: ¡no se pierda la patología!

La patología puede desarrollarse en dos formas: aguda y crónica.

  1. En el primer caso La polihidramnios aparece muy rápidamente: en tan solo unas horas, una mujer embarazada puede notar un deterioro en su estado de salud. La forma aguda es la más grave. El bebé puede morir en el segundo trimestre, o nacer a tiempo, pero con desviaciones notables.
  2. Con la segunda forma La polihidramnios se desarrolla gradualmente y la futura mamá tiene la oportunidad de salvar a su bebé. Los síntomas, como regla, en la forma crónica son menos comunes o pueden no aparecer en absoluto. Con tantos pensamientos de aborto involuntario y no puede ser.

Es importante controlar el curso del embarazo. ¡A la menor desviación debe consultar a un médico!

Sólo con el diagnóstico oportuno de la polihidramoria se puede curar.

La patología se produce con los siguientes síntomas:

  • Dolor abdominal.
  • Pesadez en la parte baja del abdomen.
  • Debilidad, fatiga.
  • Hinchazón de las piernas.
  • Falta de aliento, dificultad para respirar.
  • Pulso rápido y latido rápido.
  • La aparición de estrías en grandes cantidades.
  • El volumen del abdomen es de más de 100-120 cm.
  • Fluctuación o gorgoteo en el estómago.
  • Un aumento en el útero no es a tiempo.
  • Estreñimiento

Si siente los síntomas anteriores, consulte inmediatamente a un médico! Solo de esta manera puede curarse e informar a su hijo.

Posibles consecuencias de polihidramnios para el niño y la madre.

Independientemente de si la mujer embarazada ha tratado o no esta condición patológica, Puede tener las siguientes consecuencias:

  1. Aborto involuntario o terminación del embarazo. Creyendo las estadísticas, en el 28.4% de las futuras mamás con altos niveles de agua, esto puede suceder.
  2. Gestosis o la llamada toxicosis en la forma más fuerte. El 36% de las mujeres embarazadas presenta vómitos y náuseas frecuentes. Debido a esto, una mujer no solo puede sufrir deshidratación, sino también perder a su bebé. Debes considerar cuidadosamente la manifestación de esta peligrosa enfermedad.
  3. Insuficiencia placentaria, o simplemente insuficiencia placentaria. Debido al hecho de que los cambios ocurren en el cuerpo de las mamás, pueden no ser buenos.
  4. Sangrado Especialmente a menudo se produce un sangrado abundante en mujeres embarazadas con polihidramnios agudos. Con forma crónica de sangrado rara vez aparecen.
  5. Desprendimiento placentario. Una mujer embarazada puede interrumpir el proceso de envejecimiento: la placenta comenzará a colapsarse. Es por eso que el feto estará en riesgo, porque el futuro bebé obtendrá nutrientes, oxígeno a través de la placenta.
  6. Nacimiento prematuro. Hay muchas razones para esto, por ejemplo, preeclampsia tardía, desprendimiento de la placenta, factor Rh negativo en la madre y el niño. Debido a esto, el bebé puede nacer prematuramente.
  7. Actividad laboral débil. Es posible que tenga que recurrir a la ayuda de médicos durante el parto y hacer una cesárea.

Y el niño puede experimentar los siguientes fenómenos:

  • La posición equivocada del bebé. Usualmente la fruta gira transversalmente u oblicuamente. Este diagnóstico se observó en el 6,5% de las mujeres. Como regla general, una cesárea se realiza si la posición es incorrecta.
  • El cordón umbilical se envuelve alrededor del feto. Esta consecuencia puede causar la muerte del bebé.
  • Hipoxia o deficiencia de oxígeno. El niño también puede morir.
  • Enfermedades del corazón, sistema nervioso central o tracto gastrointestinal. Bebé nacido, pero puede tener serios problemas con órganos y sistemas importantes.
  • Infección fetal. Esto ocurre debido a que la mujer embarazada estaba infectada, tenía enfermedades crónicas.
  • Durante el parto, debido al desarrollo deficiente, las partes del bebé pueden caerse - Manos, piernas o cordón umbilical.

Polímero - patología peligrosa. Si no ve a un médico y no lo nota a tiempo, pueden ocurrir graves consecuencias.

Pin
Send
Share
Send
Send