Salud de los hombres

Medicamentos para el riñón

Pin
Send
Share
Send
Send


Las enfermedades inflamatorias de los riñones son bastante comunes. Es necesario tratarlos bajo la supervisión de un médico, ya que la elección de los medicamentos depende de la causa de la enfermedad. Si la inflamación es causada por una infección bacteriana, se deben usar antibióticos. Para la enfermedad renal, no todos los tipos de fármacos antibacterianos están indicados. Muchos de ellos son tóxicos para los órganos enfermos, ya que se eliminan a través de ellos. Para no causar complicaciones, no puede usar antibióticos sin una receta médica.

Enfermedades inflamatorias de los riñones.

El sistema urinario realiza en el cuerpo funciones muy importantes. Es a través de él que se eliminan las escorias y toxinas, y también se regula el metabolismo. Los riñones están constantemente bajo estrés. La interrupción de su trabajo y las enfermedades inflamatorias afectan la condición de todo el organismo.

La inflamación de los riñones se llama nefritis. Este grupo de patologías incluye pielonefritis, nefrosis y tuberculosis renal. Estas enfermedades se manifiestan por dolor intenso en la región lumbar y en la parte inferior del abdomen, micción alterada, debilidad, fiebre alta. Además, también hay nefritis glomeru. Esta enfermedad se asocia con trastornos autoinmunes, pero también se acompaña de un proceso inflamatorio grave.

Si la vejiga se ve afectada por la inflamación, se desarrolla cistitis. Los síntomas de esta enfermedad también son desagradables: dolor intenso y escozor al orinar, salida de orina con problemas. La causa de todas estas enfermedades inflamatorias con mayor frecuencia se convierte en infección. Atraviesa la uretra con mala higiene o por la sangre. Es por eso que los antibióticos para tales enfermedades son el principal método de tratamiento.

Reglas de tratamiento con antibióticos

Los fármacos antibacterianos pueden tener un efecto bactericida o bacteriostático. Los antibióticos bactericidas causan la muerte de microorganismos que son sensibles a sus efectos. Cuando se usan fármacos bacteriostáticos es el cese del crecimiento y la reproducción de bacterias. Los antibióticos generalmente actúan de manera selectiva en ciertos tipos de microorganismos, por lo que deben usarse después de la prueba. Pero también hay medicamentos de amplio espectro, se usan con menos frecuencia, ya que son más tóxicos para los riñones.

Dichos medicamentos se toman en forma de tabletas, suspensiones o inyecciones. Para infecciones de gravedad leve a moderada, puede tomar pastillas. Los niños y los pacientes debilitados se muestran suspensiones, ya que son más fáciles de dosificar. En los casos más graves, los fármacos antibacterianos se administran mejor mediante inyección. Así que penetran rápidamente en la sangre y se diseminan por todo el cuerpo.

Efectos secundarios de los antibióticos

Estas drogas destruyen las bacterias. Afecta favorablemente una condición del paciente. Pero las características de su composición química llevan al hecho de que a menudo causan efectos secundarios. En primer lugar, es la disbacteriosis. Los antibióticos no solo afectan a los patógenos. Pueden destruir y las bacterias beneficiosas que viven en los intestinos. Tal violación de la microflora conduce a dolor abdominal, pesadez, flatulencia, malestar intestinal.

La segunda complicación más común después de tomar antibióticos es el daño a la mucosa gástrica. Esto se manifiesta por náuseas, digestión lenta, acidez estomacal. Las mujeres en el contexto de este tratamiento a menudo desarrollan la candidiasis. Además, las reacciones alérgicas son efectos secundarios comunes. Puede ser una erupción, urticaria, picazón en la piel, ojos llorosos, secreción nasal. Especialmente fuerte reacción alérgica ocurre cuando se inyecta drogas.

La elección incorrecta de los antibióticos, el exceso o la disminución de la dosis recomendada, el cese temprano del tratamiento o el uso frecuente no autorizado de los mismos antes pueden conducir al desarrollo de resistencia en las bacterias. Como resultado, puede desarrollarse una inflamación crónica, que es muy difícil de curar.

Cómo utilizar antibióticos para patologías renales.

El objetivo principal de dicho tratamiento debe ser la destrucción de la infección. Por lo tanto, al elegir una dosis, es necesario asegurarse de que la concentración necesaria para la muerte de las bacterias se alcance en los tejidos del riñón. A veces, al comienzo del tratamiento de la enfermedad renal, los antibióticos se prescriben en una dosis de carga, luego disminuye. En cualquier caso, la dosificación se selecciona estrictamente individualmente.

Típicamente, la duración del tratamiento es de 7-10 días. Pero esto es si las bacterias son sensibles a este medicamento. Por lo tanto, primero se prescribe para las enfermedades de los riñones y los antibióticos de amplio espectro del tracto urinario. Y tome pruebas de orina para determinar el agente causal de la infección. Si después de un par de días no hay mejoría, el medicamento se cancela y se prescribe uno específico que actúa sobre estas bacterias. Algunas veces también requiere el uso de múltiples medicamentos al mismo tiempo.

Es necesario tomar antibióticos solo como lo indique un médico. Si se producen reacciones negativas, debe informarlo de inmediato para cambiar el medicamento a tiempo. También es importante tomar probióticos adicionales para restaurar la microflora intestinal alterada.

Nombres de antibióticos para la enfermedad renal

La lista de medicamentos antibacterianos es bastante larga. De acuerdo con la composición química de estos fármacos, se distinguen varios grupos. Además, hay varias generaciones de antibióticos. Pueden ser efectivos y tóxicos. No siempre la nueva generación de medicamentos será más efectiva, en algunas patologías de uso frecuente, los medicamentos ya probados y probados.

Los antibióticos para enfermedades renales y del tracto urinario deben ser prescritos por un médico. Después de todo, no todos ellos son efectivos contra los agentes causantes de tales enfermedades, además, muchos de ellos pueden dañar los riñones. Los medios generalmente se usan de varios grupos, y de ellos no se muestran todos los medicamentos. El más utilizado:

  • cefalosporinas,
  • aminoglucósidos
  • penicilinas,
  • fluoroquinolonas,
  • carbamazepinas.

Independientemente, es imposible decidir qué antibiótico es mejor para la enfermedad renal. Sólo un médico puede determinar esto sobre la base de las pruebas y la condición del paciente.

Cefalosporinas

A juzgar por las revisiones de médicos y pacientes, estos son los antibióticos más efectivos para la enfermedad renal. Los nombres de tales medicamentos para muchas personas no son familiares, como sucede con otras patologías que se prescriben con menos frecuencia. Pero contra las bacterias que causan la inflamación de los riñones y el tracto urinario, son más efectivas. Ya en el segundo día de tratamiento, la mayoría de los pacientes sienten alivio. Las cefalosporinas tienen baja toxicidad, la mayoría de los pacientes son bien tolerados, pero no pueden usarse para insuficiencia renal crónica. Estos son antibióticos efectivos para la enfermedad renal, el paciente siente alivio después de un par de días de tratamiento.

Los medicamentos más utilizados son Cefalexin, Ceforal, Ciprolet, Claforan, Tamycin, Cefoperazone. A juzgar por las revisiones, son eficaces contra una gran cantidad de microorganismos, previenen el desarrollo de complicaciones purulentas y reducen rápidamente la inflamación.

Aminopenicilinas

Estos son los antibióticos más famosos y menos tóxicos. Para la enfermedad renal en mujeres, se utilizan durante el embarazo y la lactancia. Pero no son muy efectivos en presencia de complicaciones, por lo que su uso es aconsejable solo en casos leves de la enfermedad. Son especialmente eficaces contra los enterococos y Escherichia coli.

Existen varios medicamentos antibacterianos de amplio espectro del grupo de aminopenicilina que se usan más comúnmente para la inflamación renal.

Aminoglucósidos

Estos antibióticos para las enfermedades de los riñones y la vejiga se usan en caso de insuficiencia renal u otras patologías crónicas. Son menos tóxicos que otros medicamentos, incluso pueden usarse durante el embarazo, pero también tienen menos efectividad. A juzgar por las revisiones de los médicos, los aminoglucósidos son más activos contra Pseudomonas aeruginosa, por lo tanto, las complicaciones purulentas están bien prevenidas. El uso indebido de dichos medicamentos puede provocar daños en los riñones y los órganos auditivos.

Los aminoglucósidos se utilizan con mayor frecuencia en las condiciones de una institución médica en forma de inyecciones. Las más comunes son las drogas "Amikacin", "Gentamicin", "Netilmicin". A veces, en casos difíciles, se combinan con antibióticos del grupo de penicilina.

Carbapenems o agentes beta-lactámicos.

Estos antibióticos para la enfermedad renal rara vez se prescriben, solo en el caso de enfermedad grave y la presencia de un gran número de complicaciones. Después de todo, una contraindicación para su recepción es la insuficiencia renal, por lo que intentan prescribirlos cuando otros medicamentos han sido ineficaces, así como en la inflamación crónica con muchas complicaciones. Este grupo incluye medicamentos poco conocidos: "Meropenem", "Carbonem", "Imipinem". A juzgar por las revisiones, son eficaces en los casos en que las bacterias producen resistencia a las penicilinas o cefalosporinas.

Fluoroquinolonas

Estos medicamentos también son tóxicos, tienen un gran número de contraindicaciones y efectos secundarios. También se utilizan solo en los casos más graves cuando existe una amenaza para la vida del paciente debido a complicaciones. Las fluoroquinolonas son medicamentos bactericidas que destruyen la infección en el sistema urinario.

En la forma crónica de patologías de los riñones, cuando se produce un agravamiento grave, se administra levofloxacina o esparfloxacina.

Si la inflamación se presenta en forma grave, existen complicaciones y existe un alto riesgo de muerte; se recetan medicamentos más potentes: ciprofloxacina, digran, moxifloxacina, ofloxacina. Estos fondos también se utilizan en los casos en que otros antibióticos no han funcionado.

Otros medios

Si el paciente no se automedican y acuden al médico a tiempo, la mayoría de las veces pueden detener rápidamente la infección y la inflamación. Los expertos saben mejor qué antibióticos tomar para la enfermedad renal.

En algunos casos, el uso de otros grupos de medicamentos está justificado. Por ejemplo, los nitrofuranos se utilizan a veces. Estas herramientas se conocen desde hace tiempo y se utilizan con frecuencia para cistitis o pielonefritis anteriormente. Estos son "Furadonin", "Furazolidone", "Furamag".

A veces, en presencia de intolerancia a las penicilinas y cefalosporinas en un estado de severidad leve o moderada, se prescriben preparaciones de macrólidos. Estos son Vilprafen, Sumamed, Erythromycin, Clarithromycin, Azithromycin y otros. A juzgar por las revisiones, se utilizan más a menudo para la nefritis glomerus, ya que tienen principalmente un efecto bacteriostático.

Calificación de drogas

Los antibióticos se pueden usar sólo con receta médica. Se seleccionan individualmente, pero hay varios que se usan con más frecuencia. De acuerdo con la frecuencia de su uso, puede hacer una calificación de los antibióticos más efectivos:

Combinan alta eficiencia, buena portabilidad y bajo precio. Estos son medicamentos de amplio espectro, por lo que ayudan en la mayoría de los casos.

Principio de tratamiento

Las personas comienzan a sospechar que sus riñones no están bien después de la aparición de dolor en la región lumbar. Si este síntoma no sirvió de señal para una visita al médico, pronto se desarrollarán trastornos de la micción. La orina humana cambia de color y olor, detecta coágulos de sangre, pus y sedimento floculante.

Cuando la causa del proceso inflamatorio es la penetración en los elementos estructurales de los riñones de virus y bacterias, se desarrolla la intoxicación de tejidos y órganos del sistema urinario. No puede sofocar los medicamentos para el dolor y posponer una visita al médico. En este momento, se puede formar un cáncer en los riñones.

El diagnóstico de las patologías de las copas, pelvis y túbulos no lleva mucho tiempo, pero da una imagen clara del proceso inflamatorio. La terapia combinada está dirigida a:

  • eliminación de la causa de la enfermedad,
  • reduciendo la severidad del cuadro clínico,
  • Restauración de la actividad funcional de todos los sistemas de actividad vital.

Antes de visitar al médico, no debe tomar antibióticos o antimicrobianos, ya que esto puede retardar significativamente la detección de la enfermedad, distorsionar los indicadores de los estudios bioquímicos. Cuando la visita al nefrólogo está programada para el día siguiente, y la persona sufre dolor por tirón en la parte inferior del abdomen o en la parte inferior de la espalda, puede tomar una pastilla de 0.5-1 de No-shpy (Drotaverina hydrochloride).

La droga eliminará el espasmo de los músculos lisos de la vejiga, mejorará la condición. El dolor severo agudo es el síntoma principal del cólico renal, que debe tratarse en un entorno hospitalario.

Los principales grupos de drogas.

La enfermedad renal se produce por diversas razones. El proceso inflamatorio en órganos pareados suele ir precedido por patología de la vejiga y la uretra, trastornos hormonales e incluso trastornos neurogénicos. La terapia compleja está dirigida principalmente a eliminar el factor provocador, por lo tanto, el nefrólogo a menudo trabaja en conjunto con un endocrinólogo, un urólogo, un neuropatólogo. Pero hay ciertos grupos de medicamentos farmacológicos que siempre mejoran el trabajo de ambos riñones.

No-shpa elimina calambres renales

Antiespasmodicos

La enfermedad renal a menudo se produce en el fondo de la orina estancada. Esto acelera la propagación del proceso inflamatorio, el daño a las células y tejidos. Una persona tiene dolor en la parte inferior del abdomen, en los lados y en la parte inferior de la espalda. Y durante la descarga de cálculos, los riñones duelen tanto que pueden provocar una pérdida de conciencia.

Para eliminar los espasmos y mejorar la condición del paciente, el médico le receta medicamentos antiespasmódicos para él:

  • Neurotrópico (platifilina, sulfato de atropina). Los medicamentos afectan la transmisión de los impulsos nerviosos a los nervios, que estimulan los músculos del músculo liso.
  • miotrópico (clorhidrato de drotaverina, papaverina). Las drogas actúan directamente sobre las células musculares lisas, cambiando los procesos bioquímicos.

Bajo la influencia de los antiespasmódicos, el lumen de los canales urinarios aumenta, lo que normaliza la descarga de orina, elimina su estancamiento. Los analgésicos para el tratamiento de patologías renales se utilizan generalmente en forma de tabletas, pero en el caso de dolor agudo, se practica la administración parenteral de soluciones.

Medicamentos antiinflamatorios no esteroideos

En la gran mayoría de los casos, las enfermedades de los riñones y las glándulas suprarrenales se acompañan de la formación de focos inflamatorios. Los AINE no solo reducen la gravedad del proceso patológico, sino que también eliminan las manifestaciones dolorosas asociadas. Estos medicamentos están disponibles en forma de soluciones para inyección, cápsulas, tabletas, polvos para la preparación de suspensiones.

Para el tratamiento de la enfermedad renal se utilizan medicamentos que se incluyen en esta lista:

Los medicamentos antiinflamatorios no esteroideos irritan la membrana mucosa del tracto gastrointestinal. Por lo tanto, los pacientes con gastritis o duodenitis es mejor usar AINE en forma de supositorios para la administración rectal.

Los medicamentos bloquean la producción de mediadores inflamatorios: la serotonina y las prostaglandinas. La indometacina elimina el dolor y la inflamación, tiene un efecto diurético. Esto le permite usarlo en el tratamiento de enfermedades que ocurren en el contexto de un aumento de la presión arterial y (o) renal. No se recomienda exceder la duración del curso del tratamiento de los AINE, ya que con el tiempo puede ocurrir una ulceración de la membrana mucosa de los órganos del sistema digestivo.

Canephron reduce la severidad del proceso inflamatorio en la enfermedad renal.

Drogas Urosepticheskie

En el tratamiento y prevención de patologías de los riñones y vejiga casi siempre se utilizan fármacos con ingredientes de origen vegetal. Como regla general, se trata de hierbas medicinales con efectos diuréticos, bactericidas y antisépticos. La composición de las tabletas o cápsulas también incluye vitaminas, oligoelementos y otras sustancias biológicamente activas necesarias para el cuerpo.

Urosépticos se utilizan en el tratamiento de la enfermedad renal. Para la prevención de la recurrencia de la inflamación se debe utilizar solo de acuerdo con las instrucciones adjuntas. No se pueden usar las píldoras sin diagnóstico, ya que bajo su influencia, las piedras en los riñones comienzan a moverse. Los Uroseptiki no pertenecen a los medicamentos de primeros auxilios, son nombrados por el nefrólogo como adyuvante.

Qué drogas tienen una composición natural:

  • Canephron La preparación incluye apio, centauro, romero. Utilizado en el tratamiento de patologías de los órganos urinarios de etiología infecciosa y no infecciosa,
  • Cyston. Уникальная подборка лекарственных растений позволяет использовать травяные таблетки в терапии заболеваний почек, которые протекают на фоне образования обширных отеков и повышенной кристаллизации минеральных солей,
  • Монурель. Биологически активная добавка содержит клюквенный экстракт и аскорбиновую кислоту. El medicamento tiene efectos bactericidas y antisépticos, utilizados en el tratamiento de la enfermedad renal para restaurar la vejiga.
  • Fitolisina. La medicina pastosa contiene extractos de hierbas y aceites esenciales con acción antiinflamatoria y diurética. Puede utilizarse como un fármaco profiláctico en pacientes con urolitiasis y diátesis de sal renal.
  • Urolesan. La medicina herbaria se presenta en forma de gotas con un olor específico y cápsulas. Elimina bien los calambres dolorosos en la región lumbar, la inflamación y los trastornos de la micción.

Los estudios (incluido el estudio de macropreparación) demostraron la efectividad de las preparaciones a base de hierbas en el tratamiento de enfermedades renales en la etapa inicial. Se confirmó la relevancia de las hierbas medicinales en la eliminación de los procesos inflamatorios que causaron la micción deficiente: descarga difícil, fugas e incontinencia de orina.

Fármacos antibacterianos y antimicrobianos.

Antes de recetar medicamentos, se requiere un examen de laboratorio de la muestra biológica de un paciente para determinar el tipo de patógeno patógeno y su sensibilidad a los antibióticos. En el tratamiento de la enfermedad renal, se utilizan medicamentos de amplio espectro. Nombres de tabletas:

  • serie de cefalosporinas (2-4 generación),
  • Amoxiclav, amoxicilina,
  • Claritromicina,
  • Eritromicina.

El curso del tratamiento con agentes antibacterianos varía de 7 a 14 días. Su duración depende de la etapa del proceso inflamatorio y del tipo de agente infeccioso. Las drogas destruyen no solo los patógenos de las patologías renales, sino también las bacterias benéficas en el intestino humano, lo que puede causar una disminución aguda de la inmunidad, el desarrollo de anemia por deficiencia de hierro. Para la prevención de la disbiosis se recomienda al paciente tomar probióticos y prebióticos.

Antibiótico de amplio espectro destruye patógenos en los riñones

Medicamentos que disuelven los cálculos renales.

Los pacientes con urolitiasis a menudo tienen dolor agudo al pasar la piedra a través de los uréteres. Para evitar la cirugía, los nefrólogos recetan medicamentos que disuelven los cálculos renales. Dichos medicamentos se usan solo después de realizar estudios instrumentales para evaluar el estado de los órganos pareados, determinar el tamaño y la composición química del cálculo.

Tales preparaciones ayudan a destruir piedras blandas y medianas:

  • Panangin (Asparkam). El uso a largo plazo de tabletas contribuye a la disolución de cristales y piedras, que son compuestos de ácido urinario o oxálico,
  • Blemarin. El medicamento se fabrica en forma de comprimidos para la preparación de la solución. El uso del curso conduce a la destrucción de oxalatos y uratos, eliminándolos del cuerpo con cada vaciado de la vejiga,
  • Alopurinol. El fármaco es capaz de disolver los uratos, interferir con el proceso de cristalización de las sales de ácido úrico. El máximo efecto terapéutico se logra cuando el paciente observa una dieta balanceada de múltiples componentes.

Tras la detección de cálculos renales sólidos y grandes, al paciente solo se le muestra el procedimiento de trituración con la ayuda de un ultrasonido o un láser. El uso de fármacos para disolver los cálculos o la extracción de arena sin diagnóstico puede llevar a la ruptura de los uréteres.

Drogas diureticas

Casi todas las enfermedades renales ocurren en el fondo de los trastornos de la micción. El desequilibrio agua-sal provoca hinchazón, aumento de la presión arterial y renal. El estancamiento de la orina en los uréteres y la vejiga conduce a la reproducción activa de microorganismos patógenos. Los mejores diuréticos farmacológicos se utilizan para normalizar la micción en el tratamiento de patologías renales.

No tome diuréticos sin prescripción médica.

Algunos medicamentos baratos (furosemida) no solo eliminan el exceso de líquido del cuerpo, sino también los elementos traza que son necesarios para las células y los tejidos: potasio, sodio, magnesio y calcio. Esto conduce a una disminución en la actividad funcional de todos los sistemas de actividad vital, incluida la urinaria.

Para el edema de origen renal y para eliminar los problemas con el vaciado de la vejiga, los nefrólogos recomiendan tomar los siguientes diuréticos:

El uso a largo plazo de estos medicamentos puede provocar una violación del metabolismo, un aumento en el ácido úrico del cuerpo y sus sales. Para la prevención del desequilibrio de sal y agua simultáneamente con los diuréticos, los pacientes toman medicamentos ahorradores de potasio (Asparkam o su análogo Panangin).

Es imposible tratar la enfermedad renal por sí solo: el proceso inflamatorio progresará rápidamente, lo que provocará graves consecuencias. Algunos medicamentos se pueden tomar solo en el hospital, bajo la supervisión de un nefrólogo. El dolor en la región lumbar y la micción alterada son una señal para buscar ayuda médica.

Indicaciones de uso

Los antibióticos siempre se recetan. para combatir procesos inflamatorios con glomerulonefritis y pielonefritis, si estas enfermedades se desarrollan en el contexto de la actividad de las bacterias patógenas.

Antes de prescribir este grupo de medicamentos, es necesario hacer un cultivo de orina bacteriano, que permita identificar un patógeno específico y encontrar la medicina adecuada.

Cómo pasar el análisis en la siembra de tanques, lea nuestro artículo.

También las indicaciones para prescribir antibióticos son las siguientes patologías y factores:

  • posible desarrollo de la sepsis,
  • el riesgo de que la enfermedad aguda se vuelva crónica,
  • intoxicación severa
  • Cualquier daño crónico al tejido renal.
  • recaídas de enfermedades crónicas asociadas a diversas complicaciones,
  • inmunidad reducida
  • Enfermedades en forma avanzada en las que se desarrollan inflamaciones.

Los antibióticos siempre se prescriben a los pacientes sometidos a hemodiálisis.

Esto se debe al hecho de que cuando se administra durante la hemodiálisis, el catéter siempre existe riesgo de infección bacteriana. Los antibióticos también se usan para prevenir infecciones bacterianas después de las cirugías renales y después del trasplante de estos órganos.

Efecto de los antibióticos en los riñones.

Los antibióticos suprimen la microflora patógena, que se desarrolla en los tejidos de los riñones y provoca la aparición de procesos inflamatorios.

(La imagen se puede hacer clic, haga clic para ampliar)

El problema es que tales remedios siempre eliminan no solo los patógenos, pero también buenas bacteriasLos cuales son necesarios para el funcionamiento de los riñones. Esto puede llevar a complicaciones (incluyendo insuficiencia renal).

Por lo tanto, es necesario no solo seleccionar los antibióticos de acuerdo con la enfermedad, sino también someterse posteriormente a un curso de ingesta de probióticos, que restablece el equilibrio de las bacterias beneficiosas.

Pero incluso con un tratamiento restaurador de este tipo en el contexto del tratamiento con antibióticos en un paciente durante algún tiempo después de su admisión, puede manifestarse dolor en los riñones. Esto es normal si el dolor es tolerable, y este efecto generalmente desaparece por sí solo en unos pocos días.

En Dependiendo del agente causal. y las causas del proceso inflamatorio pueden asignarse a los antibióticos de diferentes grupos, que tienen sus propias características, indicaciones y difieren en los efectos secundarios y la eficacia:

  1. Aminopenicilinas. Son nombrados en la mayoría de los casos, ya que tienen un amplio espectro de acción y son los menos tóxicos. Puede ser utilizado para el tratamiento durante el embarazo. Los medicamentos más comunes en este grupo son la penicilina y la amoxicilina.
  2. Macrólidos (Wilprafen o Sumamed). Solo algunos representantes de la microflora patógena muestran sensibilidad a tales agentes, por lo que estos medicamentos se prescriben solo en algunos casos, pero al mismo tiempo muestran una alta eficacia en relación con los microorganismos sensibles a ellos.
  3. Cefalosporinas. Nombrado con procesos inflamatorios purulentos (Cefalexin, Klaforan, Tamycin, Zinnat).
  4. Nitrofuranos. En la mayoría de los casos, tales antibióticos son bien tolerados por los pacientes y, por lo tanto, se prescriben si existen contraindicaciones para otros grupos. Son activos contra muchos patógenos conocidos. Entre estos fármacos, Furamag y Furadonin son los más conocidos.
  5. Aminoglucósidos. Antibióticos potentes que se prescriben para enfermedades graves y en casos avanzados. Con una inmunidad debilitada, tales agentes están contraindicados, ya que pueden causar intoxicación del cuerpo. Tales drogas incluyen Amikacin y Gentamacin.
  6. Fluoroquinolonas (Levofloxacina, Nolitsin). También es relevante cuando se ejecutan patologías con complicaciones, pero con una sobredosis puede ser una manifestación de fuertes efectos secundarios.

Solo un especialista puede determinar con precisión el antibiótico apropiado después de estudiar la historia y determinar la gravedad y la causa de la enfermedad.

Nombre y descripción de las drogas.

Para inflamaciones que se diseminan en los tejidos del riñón, los siguientes antibióticos:

El medicamento es un amplio espectro, que está disponible en forma de píldora. En el embarazo, hipersensibilidad al remedio y antes de los 18 años, se puede utilizar el remedio, pero con precaución y solo bajo la supervisión del médico que lo atiende.

Tomar el antibiótico es necesario en la cantidad de 0.4 o 0.8 gramos, dependiendo de la severidad de los síntomas dos veces al día. La droga tiene muchos efectos secundarios: calambres y temblor de extremidades, mareos, dolor abdominal, flatulencia, náuseas, glomerulonefritis, angioedema, prurito, taquicardia, broncoespasmo y una serie de otros trastornos que afectan a diversos sistemas del cuerpo.

Un fármaco potente, cuyo tratamiento se realiza primero con el uso de la dosis completa, pero luego con una disminución de los síntomas de inflamación, la dosis se reduce. A los niños no se les receta un antibiótico, la dosis para adultos no es más de dos tabletas por día.

Los efectos secundarios de la droga incluyen flatulencia, náuseas y vómitos, dolor abdominal, pérdida de apetito. La herramienta está contraindicada en caso de hipersensibilidad y en epilepsia.

El medicamento se vende en forma de comprimidos o soluciones inyectables. La dosis varía en el rango de 0.2 a 0.7 gramos una vez al día. Cuando la hipersensibilidad al fármaco puede desarrollar reacciones adversas como náuseas y vómitos, pérdida de apetito, disminución del nivel de leucocitos en la sangre, somnolencia, mareos y debilidad general.

Grupo antibiótico de cefalosporina, que tiene una baja toxicidad y se puede usar para la inflamación renal en niños y mujeres embarazadas. La dosis es de 1 a 2 gramos del medicamento hasta dos veces al día, la dosis diaria total no debe exceder los 4 gramos.

Los efectos secundarios de la ceftriaxona en caso de intolerancia individual pueden ser prurito, urticaria, enfermedad del suero, shock anafiláctico, disfunciones del sistema digestivo, anemia, sangrado nasal.

También se aplica a las cefalosporinas, pero está disponible en forma para administración intramuscular e intravenosa. Puede usar el medicamento hasta dos veces al día, 1-2 gramos cada vez. Para este remedio, las náuseas, los vómitos, la diarrea, las sensaciones dolorosas en los lugares de inyección y los problemas renales son los efectos secundarios típicos.

Tiene un pequeño número de contraindicaciones en comparación con otros medios, pero es ineficaz si la enfermedad se agrava con complicaciones. Disponible en forma de una solución para inyecciones y tabletas. La dosis diaria permisible del medicamento - 2 gramos (se puede usar una o dos veces al día).

Los efectos secundarios son erupción dermatológica y prurito, disbiosis, náuseas, vómitos, diarrea, el desarrollo de estomatitis, leucopenia, nefritis y nefropatía.

Antibiótico de baja toxicidad, que, sin embargo, se prescribe con precaución en la insuficiencia renal y durante el embarazo y la lactancia. Con una sobredosis posible dolor en el estómago, fibrilación auricular, la manifestación de reacciones alérgicas.

Para el tratamiento de niños, está permitido usar el medicamento en una dosis de hasta 40 miligramos por kilogramo de peso de bebé por día, dividiendo la dosis en 2-4 partes. Para los adultos, estas tabletas se recomiendan en una cantidad de 200 a 400 miligramos por día al dividir la dosis para que el medicamento se tome cada seis horas. La duración total del curso de tratamiento no es más de 10 días.

Los medios de la primera generación del grupo de fluoroquinolonas. Prescrito principalmente para infecciones hospitalarias, provocando procesos inflamatorios en los riñones. Con hipersensibilidad, el embarazo y la lactancia está contraindicado.

Según la gravedad de la enfermedad, se prescribe un día de 0,5 a 1,5 gramos del medicamento, que se toma dos veces al día en un intervalo de 12 horas. Efectos secundarios: temblor, dolores de cabeza, fatiga y mareos.

Los antibióticos son medicamentos que son peculiares a una gran cantidad de efectos secundarios. Por esta razón, la elección independiente de tales agentes por parte de los pacientes está completamente excluida: solo un médico de este tipo puede prescribir dicho remedio y determinar la dosis.

¿Cómo restaurar los riñones después del tratamiento?

Cuando se usan antibióticos para el riñón, no solo mueren las microflora patógenas, sino también las bacterias "amigables", y estos medicamentos pueden causar sensaciones dolorosas en los riñones.

Dicho dolor puede reducirse o eliminarse mediante un tratamiento sintomático con analgésicos recetados por un médico. Es posible acelerar la recuperación de los riñones después de la terapia con antibióticos de las siguientes maneras:

  • Para fortalecer la inmunidad y restaurar la microflora beneficiosa, es necesario consumir más frutas y verduras y, por un tiempo, abandonar los platos de carne pesada.
  • En la primera semana después de la finalización del tratamiento, los probióticos pueden tomarse, aunque en la mayoría de los casos es necesario para personas mayores y mayores: las personas menores de 30 años necesitan usar kéfir, yogur y queso cottage para restaurar la microflora en el cuerpo.
  • En los primeros días es importante relajarse por completo y observar el régimen diario, así como evitar el esfuerzo físico excesivo.
  • Con una inmunidad debilitada, es deseable someterse a un curso de fortificación.

En la mayoría de los casos, no se observan reacciones negativas del cuerpo y complicaciones después del tratamiento con antibióticos.

Si tales consecuencias están presentes, es fácil deshacerse de ellas, observando recomendaciones preventivas, pero en algunas situaciones puede ser necesario un tratamiento adicional, que el nefrólogo o el terapeuta ayudarán a determinar.

Qué medicamentos antibacterianos tomados para la pielonefritis, aprenda del video:

Principios básicos del tratamiento de la inflamación renal.

El tratamiento del período agudo se lleva a cabo en un hospital urológico o nefrológico e incluye: reposo en cama, dieta, antibacteriano y terapia sintomática.

El tratamiento ambulatorio solo es posible en caso de una exacerbación leve de la pielonefritis crónica. La homeuronefritis siempre se trata en el hospital.

Los antibióticos para la inflamación de los riñones y la vejiga (infección ascendente) se prescriben después del cultivo de orina para determinar la esterilidad y determinar la sensibilidad del patógeno.


En ausencia de dinámica positiva, el fármaco antibacteriano se reemplaza en dos días.

Si es imposible realizar análisis, se da preferencia a los antibióticos de amplio espectro.

El tratamiento de la pielonefritis se realiza en tres etapas:

  1. Terapia antibiótica básica,
  2. Uso de urosépticos,
  3. Anti-recaída, medidas preventivas.

Para la glomerulonefritis:

  1. Uso sistémico de antibióticos con alta actividad para la infección estreptocócica.
  2. Agentes patógenos.

Para la terapia empírica (inicial), es preferible usar penicilinas protegidas y la tercera generación de cefalosporinas.

Preferiblemente la administración parenteral (intravenosa e intramuscular) de fármacos.

Penicilinas

Las penicilinas protegidas se calculan a una dosis de 40-60 mg / kg para adultos y 20-45 mg / kg en niños, la dosis diaria se divide en 2-3 dosis.

  • Amoxicilina / clavulanato (Augmentin, Amoxiclav),
  • Amoxicilina / sulbactam (Trifamox).

Se realiza el cálculo de la dosis, centrándose en el contenido de amoxicilina.

Las penicilinas inhibidoras son altamente eficaces contra Escherichia coli (Escherichia), Klebsiella, infección de proteínas, Entero, Staphylo y Streptococcus.

La penicilina es generalmente bien tolerada por los pacientes debido a su baja toxicidad, las excepciones son la sensibilidad individual y la intolerancia a los componentes de la droga.

Los efectos secundarios incluyen reacciones alérgicas y trastornos dispépticos.

En el síndrome nefrítico, se da preferencia a la bencilpenicilina (1 millón de UI hasta seis veces al día, un ciclo de 10 días).

Cuando se detecta una Pseudomonas aeruginosa, una combinación de penicilinas antipusicidas Pipracil, Sekuropen se prescribe con aminoglicósidos de la segunda o tercera generación (gentamicina, amikacina).

Сочетание с фторхинолонами (Ципрофлоксацин) применяют при наличии противопоказаний к применению аминогликозидов (нарушение функции почек, дегидратация, поражение вестибулярного аппарата, аллергические реакции).

El tratamiento se lleva a cabo estrictamente bajo el control de los parámetros bioquímicos de la sangre, debido al riesgo de hipernatremia e hipopotasemia.

Antibióticos de elección para el tratamiento de riñones en mujeres embarazadas.

  • Cefalosporinas,
  • Penicilinas Protegidas,
  • Macrólidos (eritromicina, josamicina).

Estos medicamentos no tienen un efecto teratogénico, de baja toxicidad y son eficaces contra las bacterias que causan la inflamación de los riñones, lo que les permite ser utilizados durante el embarazo.

Los macrólidos tienen una baja actividad contra los patógenos, por lo que rara vez se utilizan en formas leves de recurrencia de la inflamación crónica de los riñones en combinación con otros medicamentos.

Durante la lactancia, se usan medicamentos que no se acumulan en la leche materna: amoxicilina, cefoperazona, cefóbidos y derivados de nitrofurano.

Durante la lactancia, están prohibidas las oxiquinolinas, los derivados del ácido nalidíxico, el cloranfenicol, las tetraciclinas, los aminoglucósidos, las sulfonamidas y la trimetoprima.

Uso de antibióticos para la urolitiasis en hombres y mujeres.

La urolitiasis se considera la principal causa de pielonefritis obstructiva.

En el fondo de antipspasmódicos, analgésicos, terapia de desintoxicación conectar fármacos antibacterianos:

  • Aminoglucósidos (Gentamicina, Tobramicina, Amikacina),
  • Cefalosporinas de tercera generación,
  • Carbopenems (Tienam),
  • Fluoroquinolonas (Ofloxacina, Ciprofloxacina).

Insuficiencia renal

Durante la erradicación (destrucción) del patógeno en pacientes con insuficiencia renal, los antibióticos deben seleccionarse según el grado de actividad de la flora patógena y la ausencia de un efecto nefrotóxico.

Las preparaciones de eritromicina se utilizan en combinación con cefalosporinas y penicilinas protegidas.

No usar:

  • Aminoglucósidos,
  • Cefalosporinas de primera generación,
  • Betalactámicos
  • Monobactam

El uso de los urosépticos.

La terapia se prescribe hasta por un mes.

  1. Derivados del nitrofurano (furacilina, furazolidona, furagina, furamag).

Tienen un amplio espectro de actividad, son efectivos contra cepas resistentes a antibióticos. Altamente activo contra infecciones por estafilococos y estreptococos, enterococos, enterobacterias, tricomonas, Klebsiella.

Contraindicado en el embarazo. Permitido su uso durante la lactancia.

Tienen una alta incidencia de efectos secundarios (trastornos dispépticos, broncoespasmo, edema pulmonar, reacciones alérgicas, daño al sistema nervioso central, tienen un efecto tóxico en las células sanguíneas y el hígado). No es compatible con la ingesta de alcohol.

  1. Quinolonas no fluoradas (ácido nalidíxico o nevigrammon, negram, palin).

Activa contra Escherichia, Klebsiella, Pseudomonas aeruginosa, Proteus.

No es compatible con nitrofuranos. Contraindicado en insuficiencia renal.

Los efectos secundarios incluyen: reacciones citopénicas, estasis biliar, anemia hemolítica, trastornos del tracto gastrointestinal.

En el proceso agudo no se aplican, debido a la baja concentración en la orina.

Terapia anti-recaída

Las razones principales de las recaídas frecuentes son la terapia con antibióticos inadecuada (elección del fármaco sin actividad para el patógeno, dosis bajas, adicción al antibiótico con administración prolongada o repetida, duración del tratamiento insuficiente y falta de tratamiento antirrepiste). La evaluación de la dinámica del tratamiento solo es posible bajo el control constante del examen microbiológico de la orina.

El uso efectivo de la medicina herbal con un cambio de hierbas aplicadas cada dos semanas, para evitar la adicción.

Prescriba medicamentos que tengan efectos antiespasmódicos, antiinflamatorios y diuréticos (Cystone, Canephron, Schillington).

Las contraindicaciones para la terapia herbal son intolerancia individual, reacciones alérgicas, hiperoxaluria, displasia, anomalías congénitas de los riñones y el tracto urinario.

Es importante comprender que es imposible curar la inflamación renal con hierbas y homeopatía. La única cura para la inflamación del riñón es antibióticos. El autotratamiento puede llevar a complicaciones purulentas graves y terminar con insuficiencia renal.

Tratamientos adicionales

Yo

En el período agudo de la pielonefritis prescribió reposo en cama y dieta 7-A, con una expansión gradual de la dieta. Régimen de consumición hasta 2 litros por día.

Realizan desintoxicación con soluciones de Ringer, glucosa. Se prescribe disgregante (pentoxifilina) para reducir la nefroesclerosis secundaria. Su uso está contraindicado en pacientes con hematuria.

En caso de síndrome de dolor severo, se recetan antiespasmódicos (Drotaverin, Platyphyllin) y analgésicos (Nimesulide, Ketorolac, Diclofenac).

En los fines fortificantes se utilizan vitaminas B, ácido ascórbico.

En remisión, se recomiendan tratamientos de spa, ejercicios de fisioterapia, terapia de vitaminas y procedimientos fisioterapéuticos.

II

Cuando la glomerulonefritis limita severamente el uso de la sal.

Modo de bebida hasta 1 litro por día. Reposo en cama hasta dos semanas.

  1. Diuréticos (saluretiki, osmodiuretiki),
  2. Medicamentos antihipertensivos
  3. Antihistamínicos.

La elección de los agentes patógenos depende de la forma de glomerulonefritis.

Para hematúricos, es preferible usar anticoagulantes y agentes antiplaquetarios (heparina, campanillas) para reducir la formación de microtromos y daños adicionales a la membrana glomerular.

Los agentes antiinflamatorios no esteroideos y quinolina también son efectivos.

Cuando la forma nefrótica prescribe glucocorticosteroides (dexametasona, prednisona), citostáticos, carillones, heparina.

Se añaden inmunosupresores al tratamiento mixto.

Pielonefritis

Proceso inflamatorio inespecífico en el parénquima renal con afectación de los túbulos renales y lesión del sistema renal pelvis renal.

Los principales patógenos son: E. coli, entero y estafilococos, clamidia, infección por microplasma.

La aparición de la enfermedad es aguda: fiebre alta, dolor severo de espalda, vómitos, dolor abdominal, trastornos disúricos. Existe una relación entre la inflamación de los riñones y la infección intestinal recientemente transferida, la amigdalitis y un ataque de urolitiasis.

El proceso inflamatorio puede ser:

  • primaria (sin obstrucción del tracto urinario superior),
  • secundaria (obstructiva).

De manera oportuna, la pielonefritis aguda no curada se convierte en una enfermedad crónica con daño progresivo a los vasos renales y glomérulos.

Glomerulonefritis

Este es un grupo de enfermedades con un mecanismo inmune-inflamatorio de daño glomerular, involucramiento adicional en el proceso del tejido intersticial. Posible desenlace en nefroesclerosis con insuficiencia renal crónica.

La principal causa de la enfermedad es el grupo A de estreptococos.

Según su curso, el proceso inflamatorio puede ser:

  • agudo (generalmente un resultado favorable con la recuperación, el proceso puede ser cronificado),
  • subaguda (curso maligno con insuficiencia renal aguda, a menudo mortal),
  • crónica (curso constantemente progresivo, con el desarrollo de insuficiencia renal crónica, debido a un daño grave e irreversible de la membrana basal glomerular, complejos inmunes circulantes).

El resultado de la glomerulonefritis es: nefritis membranosa, intersticial, focal, difusa-proliferativa.

Glomerulonefritis aguda clínicamente distinguida con:

  1. Síndrome nefrítico (edema no expresado, hematuria, orina que se vuelve del color de la carne, aumento de la presión arterial),
  2. Síndrome nefrótico (hinchazón de la cara, tobillos, parte inferior de las piernas, ascitis es posible en casos graves),
  3. Síndrome urinario aislado (edema leve y hematuria),
  4. Nefrótica con hematuria e hipertensión.

El daño renal es siempre bilateral, el dolor no es pronunciado.

Material preparado:
Enfermedad infecciosa del doctor Chernenko A. L.

¿Cómo se seleccionan los medicamentos eficaces?

La cistitis o nefritis se acompaña de una inflamación en el área del riñón y causa dolor en la región lumbar. La enfermedad se produce debido a bacterias y gérmenes que entran a nuestros riñones a través de la sangre. La infección es causada por Escherichia coli o Streptococcus. Además, el jade puede causar complicaciones terribles, por lo que no demore el viaje al médico, y comience el tratamiento y tome el medicamento a tiempo.

El tratamiento de la inflamación se basa en el uso de medicamentos en combinación con la medicina tradicional, así como en procedimientos destinados a fortalecer el sistema inmunológico. En la pielonefritis, los médicos se adhieren a los principios fundamentales: el diagnóstico de la enfermedad, su eliminación, la prevención de la recaída, la eliminación de los síntomas, la monitorización constante del paciente.

El tratamiento comienza con la ingesta de antibióticos. Los antibióticos para la enfermedad renal son muy efectivos porque eliminan efectivamente la infección. La duración del tratamiento es de 5 a 12 días. Recoger los antisépticos para jade solo puede médico-urólogo después de un diagnóstico exhaustivo. Para este propósito, se realizan una serie de pruebas para determinar el agente causal de una infección: un virus, un hongo o una bacteria. También determinado por la sensibilidad de los estímulos al fármaco. La gravedad de la enfermedad juega un papel importante en la designación del tratamiento. Por ejemplo, un grado leve puede tratarse con antibióticos en las píldoras, y grave: requiere terapia con inyecciones (a veces líquidos intravenosos). Al saber el nombre del agente causal, la complejidad de la enfermedad y la sensibilidad a los medicamentos, el médico le recetará el medicamento más adecuado que proporcionará un tratamiento productivo.

¿Qué antibióticos prescriben con mayor frecuencia los médicos?

Los antibióticos más comúnmente recetados son aminopenicilinas, cefalosporinas y fluoroquinolonas. Los aminoglucósidos y los macrolitos se prescriben con menos frecuencia. Cada uno de estos grupos se usa bajo ciertas condiciones de la enfermedad. Los antibióticos urológicos más recetados se encuentran en los siguientes grupos:

  1. Grupo de aminopenicilina. Se acepta que lleve los siguientes medicamentos recetados: "Amoxilicina" y "Penicilina". Garantizan un tratamiento eficaz cuando Escherichia coli y enterococcus son el agente causante de la infección. Un grupo seguro que se puede prescribir incluso durante el embarazo.
  2. Grupo de cefalosporinas. Si la enfermedad se acompaña de una inflamación purulenta, entonces con la inflamación de los riñones prescrita "Claforan", "Zinnat", "Tsiprolet", "Ceforal", "Tamycin", "Cefalexin". Tomar estas pastillas ayuda a mejorar el bienestar del paciente en al menos el tercer día de tratamiento. Especialmente vale la pena mencionar "cefalexina". La sustancia de tratamiento de este fármaco 7-ACC a corto plazo evita la transición del proceso inflamatorio a una complicación.
  3. Grupo de fluoroquinolonas. Estos son "Levofloxacina", "Moxifloxacina", "Nolitsin". Asignar con complicaciones y formas crónicas. Tiene una serie de contraindicaciones.
Volver a la tabla de contenidos

Otros grupos de antibióticos

  1. Grupo aminoglucósido. Nombrado en la etapa avanzada de la enfermedad ("Netilmicin", "Gentamatsin", "Amikatsin"). Estas tabletas tienen un efecto tóxico en el cuerpo, no puede tomarlas durante mucho tiempo.
  2. Grupo de nitrofuranos. Bastante largo tiempo y utilizado con éxito para el tratamiento. Representantes brillantes - "Furadonin", "Furamag".
  3. Grupo de macrólidos. Los preparativos de esta categoría "Sumamed" y "Vilprafen" son efectivos contra ciertas bacterias. Permitido el nombramiento de adolescentes a partir de 14 años.

Por otro lado, vale la pena mencionar a los urosépticos: estos medicamentos, como los antibióticos, afectan el tracto urinario y tienen un efecto antiséptico. Muy raramente, los médicos prescriben inyecciones para la inflamación de los riñones. Pueden ser de acción rápida porque se absorben rápidamente, a diferencia de las tabletas, o en el caso de que las tabletas solas no sean suficientes. Y no elija antibióticos, antes de ir a la farmacia, consulte a su urólogo.

La amoxicilina es uno de los antibióticos populares.

Entonces, entre estos grupos de fármacos, los antibióticos más famosos son la amoxicilina, la ampicilina, el amoxiclav, la norfloxacina y la ofloxacina. Este grupo de medicamentos se ha utilizado durante mucho tiempo y hace frente con éxito a la tarea. Entre los antibióticos inyectables se debe seleccionar "Cefatoksim", "Cefazolin".

Recuerde, la dosis se ajusta individualmente para cada paciente, dependiendo de la gravedad de la enfermedad y la infección que causó la inflamación. En el curso de los antibióticos, el médico también escribirá probióticos que ayudarán al cuerpo a "recuperarse" después del tratamiento activo, ya que Los antibióticos tienden a estropear la flora intestinal.

¿Qué medicamentos tomar para el tratamiento durante el embarazo?

Es importante prevenir la aparición de inflamación durante el embarazo. Los médicos consideran que un período peligroso es de 22 a 40 semanas. Necesitas comer bien, es conveniente limitar la ingesta de grandes cantidades de sal y líquidos, dormir lo suficiente, caminar mucho, vestir abrigado. Estos sencillos trucos evitarán complicaciones. De lo contrario, tendrá que recurrir a la ayuda de los médicos. Según las estadísticas de la investigación médica, la cistitis se encuentra en el 10% de las mujeres embarazadas, hasta el 2% de las mujeres embarazadas sufren de pielonefritis y tienen un pequeño porcentaje de enfermedades del tracto urinario.

El tratamiento no puede ser ignorado de ninguna manera, así como participar en el auto-tratamiento. Las consecuencias pueden ser peligrosas, incluso el parto prematuro. Por lo tanto, el tratamiento de las mujeres se coloca en un hospital donde están bajo la supervisión de los médicos. Está estrictamente prohibido tomar medicamentos durante este período, por lo tanto, antes de pasar al tratamiento con medicamentos, los nefrólogos recomiendan métodos más seguros. En primer lugar, una dieta (sin alimentos salados y picantes), en segundo lugar, beber suficiente agua. Los médicos pueden prescribir medicamentos a base de hierbas. Los medicamentos antibacterianos en el tratamiento de la inflamación de los riñones se prescriben solo cuando otros tipos de tratamiento no ayudan. En este caso, las inyecciones ya están recetadas para nosotros: "Ceftriaxona" y "Ceazolin".

Causas de la inflamacion

La inflamación del riñón puede ser a diferentes edades. En riesgo están:

  • niños pequeños
  • mujeres de 18-30 años
  • Hombres después de 50 años (debido a la propensión a desarrollar adenoma de próstata).

La principal causa de la inflamación es la ingestión de microorganismos patógenos en los riñones de otros órganos, a través de la sangre, la linfa. La mayoría de las veces son estreptococos que provienen de focos de infección en los órganos respiratorios (con amigdalitis, faringitis).

Factores predisponentes:

  • el embarazo
  • hipotermia
  • diabetes
  • urolitiasis
  • enfermedad cardiaca
  • Infecciones del sistema genitourinario.
  • operaciones en los órganos pélvicos,
  • inmunidad debilitada.

Descubra cómo usar Palin para la cistitis y otras enfermedades urológicas.

Lea cómo hacer jugo de arándano y cómo usarlo para enfermedades renales en esta dirección.

Signos y síntomas de la enfermedad.

Dependiendo de la forma de inflamación, aguda o crónica, sus síntomas pueden variar.

La inflamación aguda de los riñones se caracteriza por una aparición repentina y síntomas graves:

  • temperatura hasta 40 o C,
  • sudoración excesiva
  • dolor severo en la región lumbar,
  • escalofríos
  • micción dolorosa
  • Náuseas y vómitos.

Las impurezas de pus se pueden encontrar en la orina debido a una complicación en la forma de la formación de abscesos renales. Expresa turbidez de la orina y hematuria. Si la inflamación es bilateral, pueden aparecer signos de insuficiencia renal.

La inflamación crónica se convierte en una consecuencia de aguda y aguda. Sus síntomas son menos pronunciados:

  • debilidad
  • dolor de cabeza
  • piel pálida
  • micción frecuente,
  • dolor muscular
  • falta de apetito

Diagnósticos

Antes de prescribir antibióticos para combatir la inflamación, el médico realiza una serie de pruebas de diagnóstico:

Asegúrese de averiguar el tipo de microorganismo que causó la enfermedad y su sensibilidad a los antibióticos. Para ello, realizar un análisis bacteriológico de la orina.

Aminopenicillones

Como regla general, el tratamiento comienza con aminopenicilinas. Estos incluyen amoxicilina y penicilina. Son efectivos contra Escherichia coli y Enterococcus. Una desventaja significativa es que no actúan contra los principales agentes causantes de la pielonefritis. Se permite el uso de penicilinas durante el embarazo y la lactancia.

Antibióticos segunda etapa

El médico prescribe algunos antibióticos solo para las formas graves de inflamación, solo se pueden usar en el entorno de pacientes hospitalizados. Hay varios grupos de este tipo de drogas.

Aminoglucósidos:

El médico selecciona la dosis de cada antibiótico según la tolerancia del paciente, el estado general y la gravedad de las manifestaciones clínicas.

Los aminoglucósidos de admisión pueden estar acompañados de efectos secundarios:

  • discapacidad auditiva
  • Insuficiencia renal reversible.

No están recetados para insuficiencia renal, daño al nervio auditivo, uremia, ancianos y mujeres embarazadas.

Además, puede aplicar:

  • Cefalosporinas de tercera y cuarta generación (Cefpirim, Ceftriaxona),
  • carbamazepinas (imipenem, meropenem).

Vea una selección de métodos efectivos para tratar el dolor durante la micción en las mujeres.

En este artículo se puede ver una lista y caracterización de las píldoras para la inflamación de la vejiga.

Visite http://vseopochkah.com/mochevoj/mocheispuskanie/rezi-u-muzhchin.html y conozca las posibles causas y los métodos de tratamiento del dolor al final de la micción en los hombres.

Reglas generales de aplicación.

Los antibióticos son medicamentos que tienen un efecto selectivo contra ciertas bacterias que causan inflamación. Применять их можно несколькими способами – в виде таблеток, капсул, суспензий, инъекций.

La administración oral es muy conveniente si el efecto terapéutico del fármaco no se pierde bajo la influencia de las enzimas gastrointestinales. Las inyecciones se administran con formas complicadas de inflamación de los riñones, así como si hay problemas con el sistema digestivo. Este método de tomar antibióticos permite alcanzar en poco tiempo la concentración máxima de la sustancia activa en el cuerpo, sin pasar por el tracto gastrointestinal.

Principios del tratamiento antibiótico:

  • la dosificación debe seleccionarse de modo que se alcance su concentración óptima en los riñones,
  • a veces al comienzo del tratamiento se aplica una dosis de carga de un antibiótico, su concentración se reduce gradualmente,
  • el curso mínimo de tomar el medicamento debe ser de al menos 7-10 días,
  • medicamento antibacteriano se selecciona en base a los resultados de la orina baccosev,
  • Si se desconoce el agente causante de la inflamación y es imposible esperar los resultados de bakposev debido al deterioro del bienestar del paciente, use antibióticos de amplio espectro.
  • En ausencia de mejora del cuadro clínico en el tercer día de tratamiento, la dosis de los medicamentos se ajusta o cambia a otra, más fuerte,
  • Los casos graves de inflamación pueden requerir una combinación de varios antibióticos.

Complicaciones probables

Desafortunadamente, tomar antibióticos conlleva no solo la muerte de bacterias patógenas, sino también los efectos secundarios causados ​​por los medicamentos:

  • disbacteriosis,
  • tordo
  • Resistencia de la microflora patógena al antibiótico con su uso incorrecto.
  • Reacción alérgica (antes de tomar el medicamento necesita hacer pruebas de alergia).

El video Especialista de la Clínica de Médicos de Moscú sobre las reglas para el uso de antibióticos en la inflamación de los riñones:

Pin
Send
Share
Send
Send