Entradas Populares

La Elección Del Editor - 2020

¿Qué es E. coli y por qué es peligroso?

E. coli (Escherichia coli, E. coli) es una bacteria en forma de bastón que pertenece al grupo de los anaerobios opcionales (vive y se multiplica solo en ausencia de oxígeno directo).

Tiene muchas cepas, la mayoría de las cuales pertenecen a la microflora natural del intestino humano y ayudan a prevenir el desarrollo de microorganismos dañinos y sintetizan la vitamina K. Sin embargo, algunas de sus variedades (por ejemplo, el serotipo O157: H7) pueden causar intoxicación grave, disbiosis intestinal y colibacilosis.

La microflora intestinal normal incluye muchos microorganismos, entre los que se encuentran los lactobacilos, los enterococos, los estreptococos, etc. Las cepas de estas bacterias están en equilibrio, pero si esta última se altera de alguna manera, los microorganismos patógenos comenzarán a multiplicarse vigorosamente. Al mismo tiempo, se activan los procesos de fermentación y descomposición, lo que provoca el desarrollo de enfermedades graves.

Algunas cepas de E. coli causan no solo enfermedades del tracto gastrointestinal, sino que también afectan el sistema urogenital, provocan colpitis, cistitis, prostatitis, meningitis en bebés, algunas veces causan el desarrollo del síndrome urémico hemolítico, peritonitis, mastitis, neumonía y sepsis.

Funciones de E. coli en el cuerpo humano.

Las bacterias del grupo colibacillus son esenciales para la vida humana. En este grupo hay varios microorganismos, que se llaman bacterias coliformes.

Constituyen solo el uno por ciento de la microflora intestinal y resuelven una serie de tareas importantes:

  • Realiza una función protectora, previniendo el desarrollo de enfermedades.
  • Su presencia contribuye a la reproducción de bifidobacterias y lactobacilos,
  • Participar en el metabolismo de las grasas y el colesterol.
  • están involucrados en la producción de vitaminas B (todo el grupo) y K,
  • Mejorar la absorción de compuestos con hierro y calcio.
  • Fortalecer el sistema nominal de niños (hasta 7 años).

El impacto de la E. coli beneficiosa es invaluable a lo largo de la vida, pero las cepas patógenas de estas bacterias provocan enfermedades, causan envenenamiento, destruyen el ambiente beneficioso intestinal y afectan la inmunidad de los adultos y los niños. En este último caso, es doblemente peligroso, ya que el frágil organismo de los niños se vuelve indefenso frente al ambiente agresivo.

Atencion La E. coli durante el embarazo es muy peligrosa: una infección puede penetrar en el feto, desarrollar patología y provocar un aborto espontáneo.
Los bastoncillos intestinales son bastante estables, pueden sobrevivir por algún tiempo, incluso si abandonan el cuerpo humano. Ayuda en la investigación médica y el tratamiento, la recopilación de información con la ayuda de heces, orina, etc.

Diagnósticos

Cuando se produce una infección intestinal, el método de diagnóstico de la enfermedad es crucial, lo que ayudará a determinar el tipo específico de bacteria, a encontrar el método de tratamiento adecuado y a tomar medidas oportunas.

  1. El método de investigación bacteriológica, que se realiza mediante la siembra de diversos materiales:
  • Si el intestino está lesionado, analice las heces o los vómitos,
  • con el daño del tracto urinario, analizar la orina,
  • En el caso de la infección de los órganos genitales, se toma un frotis o se raspa de la membrana mucosa.

Los materiales se colocan en entornos especiales en los que los microorganismos se multiplican, luego se analizan para determinar su sensibilidad a los antibióticos. Esto ayuda al médico a prescribir los medicamentos más efectivos para el tratamiento.

  1. El método de investigación con la ayuda de preparaciones médicas especiales implica el uso de ultrasonido, urografía, etc.
  2. El método de investigación clínica general está muy extendido. No detecta bacterias patógenas, pero puede confirmar la presencia de inflamación en las heces, la orina, el pus o la sangre. Utilizado como método adicional de diagnóstico.

En el sistema urogenital, los microorganismos se producen durante el sexo anal y el incumplimiento de las normas básicas de higiene. Las bacterias entran en el tracto urinario desde el intestino, se fijan en ellas y no se eliminan por completo al orinar.

Las bacterias del grupo de los colibacilos cuando están en la orina no son un signo de infección. Esto puede ser una manifestación de cambios patológicos en el sistema urinario.

E. coli en un frotis en mujeres es una consecuencia de:

  • usando ropa interior apretada,
  • sexo anal sin protección,
  • Incumplimiento de las normas de higiene.

Durante el embarazo, la presencia de bacterias patógenas es peligrosa para el bebé. E. coli en la vagina puede ir al niño durante el parto y causar meningitis.

AtencionEl sistema inmunológico de la madre no puede ingresar al feto a través de la placenta y protegerlo. Antes del parto, las mujeres necesitan un tratamiento adecuado y cuidadoso.

Causas y signos de infección.

Diarrea, vómitos y dolor abdominal - signos de E. coli

Las razones para la ingestión de Escherichia coli patógena, en general, son claras y simples. Esta suele ser la vía oral-fecal. La bacteria entra en el tracto digestivo a través de las manos sucias, el uso de verduras y frutas sin lavar, carne no frita (las mascotas a menudo están infectadas con E. coli).

Escherichia si es bastante resistente a factores ambientales negativos. Puede soportar temperaturas altas y bajas, permanecer fuera del cuerpo durante mucho tiempo y sobrevivir, me vuelvo más activo solo después de llegar al intestino.

La transmisión en contacto con el hogar es rara. Más a menudo se puede observar durante un brote de esquiriosis en una habitación separada (hospital de maternidad, hospital, escuela, etc.). Una de las formas más peligrosas de infección con E. coli es la transmisión de la infección durante el parto de madre a hijo. El recién nacido tiene una inmunidad débil, por lo que la Escherichia se propaga silenciosamente por todo el cuerpo, puede llegar a las células cerebrales y provocar meningitis.

Se puede encontrar más información sobre E. coli en el video:

Los síntomas de la infección con E. coli difieren según el tipo de enfermedad provocada por la bacteria y el lugar donde se localizó:

  • Diarrea La E. coli, que se introduce en los intestinos, comienza a producir una toxina que retiene el agua y hace que las heces sean más líquidas. Este es el síntoma más característico de la colibacilosis. La diarrea aparece aproximadamente 2-3 días después de la infección y puede durar lo suficiente hasta que las bacterias se eliminan por completo. En la diarrea, una persona comienza a perder líquido de forma activa, lo que empeora su condición, provoca debilidad, somnolencia y disminución del apetito.
  • Náuseas y vómitos. La mayoría de las náuseas se observan cuando se infecta con E. coli en niños. En el caso de los recién nacidos, se observa una regurgitación frecuente y abundante, que se asemeja a los vómitos. Con vómitos prolongados, el paciente pierde líquido de manera aún más activa, por lo que los síntomas deben detenerse lo antes posible.
  • Sangre en las heces. Aparece un excremento mezclado con sangre en la especie hemolizante de Escherichia coli, que daña los vasos del intestino grueso y causa sangrado menor.
  • Dolor abdominal. La diarrea puede causar dolor abdominal bajo, calambres, flatulencia, ruidos y otras sensaciones desagradables.

Dado que estos síntomas pueden ser signos de muchos trastornos intestinales, no se realiza un diagnóstico en base a ellos. El médico recogerá la anamnesis, escuchará atentamente todas las quejas y síntomas y luego le recetará el tratamiento.

Dieta y métodos de tratamiento tradicionales.

Durante el tratamiento es muy importante adherirse a la nutrición dietética.

Cualquier infección intestinal se acompaña de una dieta. En la mayoría de los casos, la dieta tiene un efecto terapéutico, ayuda a reducir la inflamación y alivia el estrés no intestinal. En primer lugar, es necesario abandonar los alimentos picantes y grasos, cualquier plato que irrite el estómago o los intestinos. Al momento del tratamiento, es deseable dejar de consumir fritas, comidas rápidas, alcohol, café negro y bebidas carbonatadas.

Parte de la dieta es el modo de beber. Una persona pierde activamente el líquido, por lo que en el período de exacerbaciones de las infecciones intestinales se recomienda beber al menos 2-2.5 litros de líquido por día. Es recomendable beber agua pura sin gas y té negro dulce.

Si la enfermedad es grave, el médico recomienda una dieta número 4.

Los alimentos deben ser líquidos o semilíquidos, no demasiado calientes. Se prefieren los platos al vapor. Nutrición fraccionada, 5-6 veces al día, en pequeñas porciones. Después de la estabilización, al paciente se le permite comer alimentos guisados ​​o ligeramente fritos, pero sin mucho aceite.

Entre los métodos populares de tratamiento de la colibacilosis se emiten:

  • Suero de leche cuajada Esta herramienta actúa como un prebiótico y ayuda a restaurar la microflora intestinal dañada. Preparar el suero es muy sencillo. Necesitas tomar un kéfir común, calentarlo para que se divida en dos partes: suero de leche y queso cottage. El suero debe tomarse todos los días. También puedes hacer yogurt, que tiene propiedades útiles.
  • La alcachofa de Jerusalén. La alcachofa de Jerusalén, o pera de tierra, tiene un efecto beneficioso en los intestinos y en todo el tracto gastrointestinal en su conjunto. Esto no es solo un medicamento, sino también un plato sabroso de pleno derecho. La alcachofa de Jerusalén se hierve en leche hirviendo, luego la leche escurrida por separado se hierve con harina y mantequilla, resulta la salsa. La salsa se riega con alcachofa de Jerusalén y se come.
  • Hierbas Los más útiles para los intestinos son el plateado, el tren, el trébol dulce. Tienen acción antiinflamatoria y antibacteriana. De las hierbas se realiza una decocción o infusión y bebida durante el día. Las hierbas también ayudan a normalizar las heces y reducir la formación de gases.

Antes de comenzar el tratamiento, debe consultar con su médico. Algunos productos pueden causar una reacción alérgica. Especial cuidado para tratar los métodos populares de tratamiento para mujeres embarazadas. Si la infección es grave, no se recomienda abandonar la terapia con medicamentos.

Complicaciones y consecuencias.

Régimen de consumo adecuado evitará la deshidratación.

Más a menudo, la enfermedad es leve y benigna. Con una nutrición adecuada y un tratamiento oportuno, la colibacilosis desaparece por completo sin consecuencias y complicaciones.

Los problemas pueden comenzar con la inmunidad debilitada y la falta de un tratamiento adecuado. Las complicaciones más comunes de E. coli incluyen:

  1. Choque infeccioso y tóxico. Si el nivel de sustancias tóxicas secretadas por el palo llega a ser muy alto, la presión arterial del paciente desciende, lo que puede llevar a un coma. Esta condición comienza con mareos, náuseas, vómitos y se percibe como un empeoramiento de la escheriquiosis, pero luego puede ocurrir un coma. El shock tóxico infeccioso es potencialmente mortal y requiere la hospitalización inmediata del paciente.
  2. Insuficiencia renal aguda. Esta condición se caracteriza por un cese agudo de la actividad renal debido a un proceso inflamatorio que ha afectado la mayor parte del tejido renal. Cuando la insuficiencia renal de E. coli suele ser reversible. Al principio, la cantidad de orina excretada se vuelve muy pequeña y luego aumenta considerablemente, pero al mismo tiempo, la orina solo elimina el agua, pero no las sustancias tóxicas.
  3. Deshidratación Con diarrea y vómitos, la deshidratación comienza bastante rápido. El grado de deshidratación está determinado por el color y la cantidad de orina. Si la orina es baja y está oscura, el cuerpo no tiene suficiente líquido. Si no se detiene la deshidratación, se producirán consecuencias aún más graves: desmayos, debilidad, confusión.
  4. Neumonia La neumonía contra E. coli comienza si la infección ha ingresado al torrente sanguíneo y se ha diseminado por todo el cuerpo. Con la neumonía, la temperatura del paciente aumenta, aparece una piratería y una tos y debilidad prolongadas. En niños y ancianos, la neumonía sin tratamiento a menudo conduce a otras complicaciones pulmonares.
  5. Meningitis La inflamación del revestimiento del cerebro ocurre cuando sepsis e infección en la sangre. En un adulto, esta complicación es menos común que en un niño. La meningitis se acompaña de dolores de cabeza, vómitos, náuseas, pérdida de conciencia.

E. coli en el sistema urogenital puede provocar inflamación de los testículos y la próstata en los hombres, colpitis e infertilidad en las mujeres. E. coli en el sistema urinario conduce a varias enfermedades inflamatorias como cistitis, uretritis, pielonefritis.

Pronóstico y prevención

La buena higiene es la mejor prevención de la colibacilosis.

Con un tratamiento oportuno y adecuado, el pronóstico suele ser favorable. La enfermedad se cura completamente en unas pocas semanas, el trabajo de los intestinos y la vejiga se normaliza en unos pocos meses.

Las consecuencias también son raras. Pero si no se trata, los niños pequeños pueden ser fatales. Los adultos de E. coli mueren extremadamente raramente (por ejemplo, si es una complicación del SIDA).

Las medidas de prevención de la colibacilosis son bastante simples:

  1. Reglas de higiene. Es muy importante lavarse las manos después de visitar la calle o el baño. Necesitas lavarte con jabón cada vez que vuelvas a casa. También es recomendable lavarse las manos antes de cocinar y comer.
  2. Lavado a fondo y cocción adecuada. Las verduras, frutas y bayas deben lavarse bien. La carne también se recomienda enjuagar con agua. Se recomienda abstenerse de comer carne cocinada con sangre. Cuanto menos se fríe la carne, más probable es que contenga microorganismos patógenos.
  3. El uso de pañales desechables y otros medios en hospitales y casas de maternidad. Es necesario utilizar pañales desechables, mascarillas, guantes, productos de higiene personal. En las casas de maternidad de cada sala hay un lavamanos y jabón, donde puedes lavarte las manos.
  4. Pasteurización de la leche. No se recomienda beber leche cruda sin revisarla. Lo más seguro es la leche hervida o pasteurizada. Después de un cuidadoso procesamiento, no queda E. coli.
  5. El cuidado de los animales. Los niños pequeños pueden infectarse con las mascotas, por lo que la salud de las mascotas también debe controlarse, limpiarse y llevarse al veterinario con regularidad.

Las mejores medidas preventivas son la limpieza y las condiciones de vida de los niños. Si sigue las reglas de prevención, la probabilidad de infección se reduce al mínimo. Cuando aparezcan los primeros síntomas, debe consultar a un médico para su diagnóstico y examen.

¿Qué es la E. coli?

La infección es un tipo de bacteria con forma de bastón que pertenece al grupo de las que viven y se multiplican en ausencia de oxígeno directo. Tienen muchas cepas que están contenidas en la microflora intestinal de las personas, ayudan a deshacerse de los microbios dañinos y sintetizan las vitaminas. Algunos tipos de palos pueden causar:

  • envenenamiento
  • colibacteriosis,
  • disbiosis intestinal,
  • colpit
  • prostatitis
  • Inflamación del sistema genitourinario, cistitis,
  • Meningitis en recién nacidos.

En casos raros, las enfermedades inflamatorias pueden causar complicaciones:

Como se transmite

La enfermedad se transmite por vía fecal-oral. La causa puede ser manos sucias, falta de higiene al cocinar, frutas y verduras sin lavar, agua contaminada o carne sin cocer (poco hecha). El portador puede ser ganado que se cultiva para producir leche y carne. Los animales pueden transportar bacterias o excretarlas al medio ambiente a través de las heces.

Hay dos tipos de infección intestinal: no patógena y patógena. Los primeros viven en el cuerpo humano, protegiéndolos de gérmenes e infecciones. La segunda causa diversas infecciones y enfermedades de los intestinos. Se distinguen las siguientes especies patógenas:

  • Enteropatógenos, provocan enfermedades infecciosas inflamatorias del intestino delgado en niños. Al mismo tiempo que aumenta la temperatura, se observa la silla líquida y los vómitos.
  • Las enteroinvasivas se manifiestan por intoxicación alimentaria aguda, que se asemeja a la disentería.
  • Enterotoxigénica caracterizada por la diarrea aguda.
  • Enterohemorrhagic puede desarrollar en el niño una colitis y un aumento en el síndrome urémico.

Con la disbiosis intestinal, hay diferentes síntomas. Son similares en mujeres, hombres y niños, por lo que no son difíciles de determinar. Estreñimiento observado, diarrea, náuseas, distensión abdominal, dolor abdominal, vómitos. En pacientes con masas fecales, cambian su olor a desagradable, lo que también ocurre en la cavidad oral. Hay fatiga rápida, debilidad, somnolencia, o viceversa, insomnio, no hay apetito.

Con la enfermedad en las mujeres, la infección puede penetrar en la vagina o uretra, provocar uretritis y colpitis. Si no se cura a tiempo, la tensión permanece en el tracto genital y la uretra. La barra se adhiere a la membrana mucosa, no se lava durante la micción (incluso si el chorro es fuerte) o las secreciones vaginales. Si ella se queda allí, entonces con el tiempo se eleva a los órganos de los sistemas urinario y genital. Allí se puede desarrollar, provoca enfermedades inflamatorias o crónicas, tales como:

Estos síntomas se producen:

  • ardor en la vagina
  • alta descarga con olor acre desagradable,
  • Prurito en los genitales o en el interior.

En los hombres, la varita penetra en la uretra después del sexo anal sin condón o durante el sexo vaginal con una mujer infectada. Penetra a través de la uretra hasta otros órganos del sistema urogenital, cuando la orina no se lava y se fija en la membrana mucosa. Симптомы, спровоцированные палочкой, следующие:

  • рвота с зелеными примесями,
  • сильный понос,
  • дискомфорт области живота,
  • temperatura alta
  • perdida del apetito
  • debilidad general
  • náusea

La infección es un peligro para los bebés y los niños mayores de 12 años: la varita les afecta con una masa corporal baja. La cepa es transmitida por adultos enfermos o portadores del patógeno, que pueden llegar al niño al nacer. Al mismo tiempo, la infección tiende a los órganos de la micción, fijándose en la membrana mucosa. Con esta enfermedad, se observan los siguientes síntomas:

  • temperatura alta
  • diarrea naranja amarillenta,
  • perdida de peso
  • deshidratación
  • diarrea con abundante agua
  • vomitar
  • la aparición de focos purulentos,
  • inmunidad reducida
  • heces fétidas.

Causas de

Las vacas, cabras pueden tolerar cepas patógenas que manifiestan los síntomas anteriores. Las razones para la reproducción pueden ser:

  • frutas y verduras sin lavar,
  • manos sin lavar (violación de las normas de higiene al cocinar),
  • el uso de residuos o agua contaminada para regar o beber,
  • El consumo de carne de cerdo o de oveja ligeramente asada,
  • bebiendo leche sin hervir.

¿Qué significa detectar E. coli en varios análisis?

Es importante saber qué significa la presencia de un microorganismo (entre ellos, Escherichia coli) en ciertos fluidos o secreciones. Considere los principales signos de la presencia de un organismo patógeno, las consecuencias y las causas de la reproducción. En presencia de barras en la orina o frotis, la enfermedad se puede registrar como una patología del tracto urinario y los riñones. Con los primeros síntomas de la enfermedad se recomienda consultar a un médico.

La presencia de palos en la orina puede aparecer cuando no se sigue la higiene, el coito anal sin protección. Se adhiere a las células epiteliales del tracto urinario y no se elimina por lavado. El análisis se realiza de la siguiente manera: se recolecta la orina, que se recolecta durante el cateterismo de la vejiga. Si los síntomas del paciente coinciden con la pielonefritis aguda, 1 ml de orina fresca contiene aproximadamente 104 barras en un líquido.

En un frotis para mujeres.

Si no se cumplen las normas de higiene, el uso de ropa interior cerrada o sintética o el contacto sexual vaginal-anal sin protección, es posible la aparición y reproducción de la varilla en los genitales. En los hombres, esto conduce a la inflamación de los testículos y sus apéndices; en las mujeres, se produce inflamación de la vagina, los ovarios y el útero. Se hace un frotis de la pared del útero, la vagina o la uretra. Si hay 20 leucocitos en el campo de visión, el análisis puede indicar un proceso inflamatorio.

Tratamiento de E. coli en ginecología.

Es necesario saber cómo tratar la E. coli en ginecología. El proceso de tratamiento ayuda a eliminar el proceso inflamatorio de los órganos genitales femeninos. El tratamiento se lleva a cabo combinado, con énfasis en la terapia local. Para deshacerse de E. coli, se recomienda:

  • realizar la ablución de los órganos genitales externos con decocciones de hierbas,
  • realizar duchas terapéuticas
  • insertar supositorios vaginales con nistatina,
  • Visitar la radiación ultravioleta (fisioterapia en los genitales).

En casos severos, prescribir medicamentos:

  • vitaminas
  • antibióticos
  • Medicamentos que fortalecen el sistema inmunológico.

Prevención

Para no infectarse con bastones dañinos, es necesario mejorar las condiciones sanitarias (productos limpios, agua descontaminada, jabón de manos de alta calidad). Los niños deben lavarse bien las manos y los productos a partir de los cuales se prepararán las comidas. Se recomienda usar toallitas húmedas y deshacerse del jabón antibacterial: reduce la inmunidad al matar los gérmenes benéficos. Trate de cambiar las toallas, batas de baño a menudo, lavar los platos a menudo.

Causas de enfermedades causadas por E. coli

Los trastornos digestivos, la multiplicación del serotipo patogénico de Escherichia coli y la disbiosis pueden ocurrir debido a muchas enfermedades del sistema digestivo, especialmente el páncreas (pancreatitis) y los intestinos (colitis, enterocolitis).

Además, la alteración de la microflora intestinal normal puede tomar algunos antibióticos que suprimen los microorganismos responsables de prevenir la reproducción de la flora patógena.

Para evitar la disbacteriosis y los trastornos digestivos, es necesario seleccionar adecuadamente los medicamentos antibacterianos, su dosis y los medicamentos que protegerán la microflora intestinal normal.

La infección con cepas patógenas de Escherichia coli ocurre predominantemente a través de la vía fecal-oral. Contribuye al desarrollo de enfermedades que infringen las normas de higiene de la cocina, el uso de frutas y verduras sucias, el uso de agua para riego, contaminado o desechado. También es peligroso comer carne mal asada o beber leche sin hervir, ya que las vacas, cabras, cerdos y ovejas pueden ser portadores de cepas patógenas de E. coli.

Síntomas de E. coli

La intoxicación alimentaria causada por ciertas cepas de E. coli es peligrosa debido a las toxinas secretadas por ellas. Algunas de estas toxinas son potencialmente mortales. Se detectan microorganismos patógenos en las membranas mucosas del tracto gastrointestinal y tejidos inflamados (focos de inflamación).

Los síntomas de Escherichia coli se convierten en un cuadro clínico ampliado de disbiosis intestinal: además de los trastornos de las heces (estreñimiento, diarrea), el paciente tiene náuseas y vómitos, distensión abdominal y dolor abdominal. El olor de las masas fecales cambia, aparece un olor desagradable de la boca. Los síntomas de intoxicación general incluyen fatiga, debilidad, somnolencia y falta de apetito.

Libertad de E. coli

El tratamiento de E. coli consiste en tomar antibióticos especialmente seleccionados. La mayoría de las veces, estos son medicamentos del grupo de aminoglucósidos. Para que el tratamiento sea más efectivo, se recomienda al paciente que siembre el contenido del intestino. Si E. coli causó diarrea, es necesario restablecer el equilibrio del agua y los electrolitos mediante la rehidratación. En general, el tratamiento depende principalmente de la cepa de E. coli.

Editor experto: Pavel Alexandrovich Mochalov | D.M.N. médico general

Educacion Instituto Médico de Moscú. I. M. Sechenov, especialidad - "Medicina general" en 1991, en 1993 "Enfermedades profesionales", en 1996 "Terapia".

¿Cómo tratar la E. coli?

El tratamiento de las infecciones intestinales causadas por el bastón suele ser complejo e incluye los siguientes puntos:

  1. Los antibioticos La terapia antibacteriana es la base del tratamiento de E. coli. Un medicamento particular se prescribe después de determinar la sensibilidad de los microorganismos a él. En la mayoría de los casos, se recomiendan los antibióticos del grupo de las cefalosporinas: Cefelim, Cefalexina, Levofloxacina. Los preparativos se realizan en cursos de 5-10 días. El curso no puede ser interrumpido o exceder la dosis sin el permiso del médico.
  2. Bacteriófagos. Estos son medicamentos que destruyen las bacterias de forma más suave y segura que los antibióticos, pero no siempre son eficaces. De hecho, los bacteriófagos son virus que viven y se multiplican solo en presencia de ciertas bacterias. Estos virus existen a expensas de las bacterias, destruyéndolos. Llevar a cabo bacteriófagos Sekstafag, Intes-bacteriófagos, etc.
  3. Analgésicos. Si el dolor en el abdomen es fuerte, se recetan analgésicos como No-Spa, Took, Spazmalin, Nurofen. Sin embargo, no se pueden tomar durante mucho tiempo.
  4. Los probióticos. Los probióticos (Linex, Bifidumbacterin, etc.) ayudan a restablecer el equilibrio normal de microorganismos patógenos y beneficiosos en el intestino.

El tratamiento y la dosis deben ser prescritos por un médico. La automedicación puede ser peligrosa, especialmente durante el embarazo o en una edad temprana.

Consecuencias

Escherichia coli también puede causar enfermedades en otros órganos además de los intestinos. En el tracto urinario, esta bacteria también puede causar inflamación. Para las niñas y las mujeres, este riesgo es mayor que para los hombres, porque Tienen un corto recorrido desde los intestinos hasta la uretra.

Además, la bacteria es a menudo la causa de infecciones respiratorias, la causa de la meningitis neonatal (inflamación del cerebro), etc. Estas afecciones se relacionan principalmente con las personas que son débiles y permanecen en cama a largo plazo.

El tratamiento de las infecciones intestinales a menudo consiste solo en reponer el líquido, hacer dieta y agregar bacterias adecuadas que eviten la multiplicación de E. coli. Se encontró que los antibióticos aumentan la secreción de toxinas de las bacterias, por lo que a veces es difícil elegir una opción de tratamiento en particular. En el caso de la inflamación de otros órganos y tejidos, el tratamiento siempre implica el uso de antibióticos.

Características de las bacterias

E. coli tiene varias características que son beneficiosas para los humanos:

  • sintetiza la vitamina K, cuyo contenido en el cuerpo garantiza la exactitud del proceso de coagulación de la sangre,
  • Inhibe el desarrollo de bacterias dañinas en los intestinos.

Cabe señalar que estas propiedades beneficiosas se realizan solo bajo la condición de que la varita "buena" viva en el tracto intestinal. Si entra en otros órganos, se desarrolla una inflamación en ellos. El ejemplo más sorprendente es la infección del tracto urinario en mujeres con Escherichia coli, que conduce a cistitis y vaginitis (inflamación de la vejiga y la vagina, respectivamente).

Características del microorganismo.

E. coli pertenece a la familia de las enterobacterias, que también incluye Klebsiella y varios otros microorganismos. A diferencia de muchos de sus parientes, la E. coli no forma una espora, crece bien en medios nutritivos, lo que permite a los bacteriólogos aislarla fácilmente de las heces humanas y estudiarla en todos los aspectos. Las altas temperaturas y las soluciones desinfectantes afectan negativamente al microorganismo en cuestión.

La mayoría de las Escherichia coli no patógenas Escherichia coli sintetizan enzimas que descomponen la lactosa, por lo que se denominan lactosas positivas. Si no se detecta esta propiedad, se considera que la E. coli es lactosa negativa.

E. coli hemolítico (hemolítico): ¿qué es? Algunos E. coli, además de las enzimas, producen hemolisinas (sustancias que destruyen la sangre). En medios nutritivos que contienen glóbulos rojos, tales bacterias forman colonias, alrededor de las cuales aparecen gradualmente zonas de hemólisis.

Los palitos intestinales son:

  • patógeno
  • no patógeno (normal).

La Escherichia coli patógena es un microorganismo que puede desencadenar el proceso patológico cuando entra en el intestino humano.

Tipos de patógenos de E. coli:

  • enterohemorrágico - secreta compuestos tóxicos que causan diarrea con sangre,
  • enteropatogénico - Daño las microvilas intestinales, provocando una descomposición de las heces a largo plazo,
  • entero-invasivo: están incrustados en la superficie de las células epiteliales de la pared intestinal, lo que contribuye al desarrollo de un proceso inflamatorio pronunciado.

Cabe señalar que casi siempre la Escherichia coli patógena es lactosa negativa o hemolítica (hemolizante) en sus propiedades.

Enfermedades causadas por E. coli

La enfermedad provocada por bacilos patógenos intestinales se conoce comúnmente como colibacilosis (también se puede encontrar el término "infección de coli"). En la mayoría de los casos, se manifiesta por trastornos intestinales agudos. En niños y adultos debilitados, E. coli también puede afectar los sistemas urogenital y nervioso, causando el desarrollo de enfermedades graves:

  • pielonefritis (inflamación de los riñones),
  • Meningitis (proceso inflamatorio en las meninges).

En los casos más graves, la E. coli penetra a través de la pared intestinal dañada en el torrente sanguíneo. El cuerpo responde a esto por una respuesta inflamatoria generalizada, que se llama sepsis.

Síntomas de infecciones causadas por E. coli.

¿Cómo se manifiesta la E. coli patógena? Los síntomas de E. coli están determinados en su mayoría por el tipo de patógeno infectado por el paciente. Así, la escherichia enterohemorrágica provoca diarrea repetida y la aparición de sangre en las heces. Hinchazón, ruidos en el estómago, diarrea crónica es el resultado de una infección por Escherichia coli enteropatógena. La E. coli entero-invasiva causa dolor severo y profusa diarrea acuosa.

Además, la edad del paciente afecta a la clínica de colibacilosis. El niño, por regla general, la infección intestinal es más grave.

En los bebés, la Escherichia coli patógena se manifiesta por los siguientes síntomas:

  • cólico: dolor intenso en el abdomen, que puede reconocerse por el llanto y la ansiedad constante del bebé,
  • hinchazón
  • poco aumento de peso
  • heces rapidas,
  • cambiando el olor de las heces,
  • Mezcla en las heces de sangre.
  • pérdida del apetito.

En un niño mayor, la E. coli "mala" causa diarrea severa, vómitos, fiebre, cólicos abdominales, debilidad general, náuseas y dolor de cabeza. Si el paciente pierde mucho líquido con las heces, también se desarrolla la deshidratación.

En los hombres, la colonización de la Escherichia coli patógena del tracto digestivo en la mayoría de los casos se convierte en la causa de la enteritis aguda, por tipo de envenenamiento. Es decir, hay vómitos, diarrea recurrente, dolor abdominal, intoxicación general y deshidratación. La cronización del proceso patológico también es posible. Al mismo tiempo, estos síntomas aparecen y luego se transmiten por sí solos. Si la infección penetra en los órganos reproductores, puede ocurrir un proceso inflamatorio en la próstata y los testículos.

Los síntomas de colonización del colon por Escherichia coli patógena en mujeres son similares a los de los hombres. Si el patógeno ingresa a las vías hematógenas (a través de la sangre) o ascendentes (a través de los genitales externos) hacia los órganos genitales internos, es posible que se presente inflamación del endometrio y de los apéndices uterinos. Esto puede afectar la capacidad de las mujeres para concebir.

Además, la falta de observancia de las normas higiénicas banales por parte de representantes del sexo más débil a menudo conduce a la propagación de las varillas intestinales desde los intestinos hasta la vagina y la uretra. En estos órganos, bajo su influencia, se desarrolla una inflamación aguda, rara vez crónica.

Antibioticos

Para averiguar qué medicamentos serán efectivos contra la Escherichia coli patógena, se realiza una prueba de sensibilidad de las bacterias seleccionadas a los antibióticos. Si no hay tiempo para esperar el resultado de este análisis, el médico prescribe un agente antibacteriano que actúa sobre muchos microbios, por ejemplo, algo de las cefalosporinas o las fluoroquinolonas.

Después de un tratamiento con antibióticos, se demuestra que los pacientes restauran la biocenosis intestinal con medicamentos especiales llamados probióticos.

Bacteriófagos

Un bacteriófago es un virus que mata las bacterias, y E. coli también le teme. Por lo tanto, si se encuentra E. coli patógena en las heces del paciente, el médico puede prescribir uno de los siguientes medicamentos:

  • Bacteriófago si líquido.
  • Enter-bacteriophage.
  • Bacteriófago coliproteína

Características del tratamiento de los niños.

¿Cómo tratar la E. coli dañina en un niño? Si tal bacteria se encuentra en niños, el tratamiento tendrá sus propias características:

  • La lucha contra Escherichia si los pediatras tratan de comenzar no con agentes antibacterianos fuertes, sino con bacteriófagos y probióticos.
  • Muchos antibióticos están absolutamente contraindicados en los bebés, por lo que los médicos a veces tienen que escabullirse para ayudar al pequeño paciente.
  • Debido al rápido desarrollo de la deshidratación, con diarrea repetida, los niños deben someterse a una terapia de rehidratación.

Además, es muy importante que cuando se infecta con el bacilo intestinal, el paciente cumpla con la dieta prescrita, de lo contrario, ningún medicamento puede ayudar a deshacerse de los trastornos intestinales.

Hasta el momento, solo 1 comentario.

Sufro de cistitis por 25 años. En agosto de 2016, hubo una fuerte exacerbación con una temperatura de 39ºC durante 3 días. Hicieron la siembra y encontraron una varita infestada. Ahora dijeron que es imposible curar. ¿Realmente no hay médicos y medios que puedan curar?

¿Qué es esta patología?

La bacteria Escherichia coli por lo general vive en el intestino de personas y animales sanos. Son parte de la microflora normal, el principal habitante opcional del colon.

El género de los microorganismos lleva el nombre de Theodor Escherich, el médico que describió por primera vez a E. coli. Las bacterias son bacilos gramnegativos que existen individualmente o en pares.

E. coli son anaerobios facultativos con un tipo de metabolismo que es tanto enzimático (fermentación en ausencia de oxígeno) como oxidativo. O bien no tienen la capacidad de moverse, o son móviles debido a la presencia de flagelos.

La mayoría de las variedades (serotipos, cepas) son inofensivas o causan diarrea relativamente corta. Pero algunas subespecies agresivas, como E. Coli O157: H7, pueden causar calambres abdominales severos, alterar las heces con sangre y vómitos.

Estos microorganismos son una de las causas más comunes de muchas infecciones bacterianas comunes, como colecistitis, bacteriemia, colangitis, infección del tracto urinario y diarrea del viajero, así como otras infecciones clínicas como la meningitis neonatal y la neumonía.

www.mayoclinic.org

emedicine.medscape.com

Tratamiento efectivo - cómo deshacerse de E. coli

¿Cómo deshacerse de E. coli? La cantidad de atención médica depende de la gravedad de la infección. В дополнение к антибиотикам, необходимо обеспечить поддерживающий уход: восполнение потерь жидкости, адекватную оксигенацию (лечение кишечной палочки кислородом) и поддержку артериального давления, если это требуется. Хирургическая обработка может быть произведена у пациентов с внутрибрюшным абсцессом, холециститом или холангитом.

La meningitis requiere antibióticos como las cefalosporinas de tercera generación (por ejemplo, ceftriaxona).

En caso de colibacilosis, se necesita neumonía, asistencia respiratoria (suministro de una mezcla de oxígeno humidificado) y medicamentos antibacterianos (fluoroquinolonas).

La colecistitis y la colangitis requieren antibióticos como las cefalosporinas de tercera generación. Para un absceso abdominal, los agentes antimicrobianos también deben incluir ampicilina y sulbactam o cefoxitina. En infecciones graves, se puede usar piperacilina tazobactam, imipenem-cilastatina o meropenem.

Las infecciones por colibacilosis intestinal requieren terapia de reemplazo: la introducción de fluidos parenterales con soluciones que contienen los electrolitos necesarios. Los antibióticos incluyen doxiciclina, trimetoprima, fluoroquinolonas y rifaximina. Reducen la duración de la diarrea en 24-36 horas.

Los pacientes con comorbilidades (por ejemplo, diabetes) deben someterse a un tratamiento de levofloxacina o aztreonam durante 7-14 días.

emedicine.medscape.com

¿Cómo se realiza el análisis?

El diagnóstico final se basa en el aislamiento del microorganismo en el laboratorio bacteriológico a partir de los biofluidos del paciente. Estos últimos pueden ser heces, sangre, orina, esputo u otros líquidos, como el cerebroespinal, biliar y peritoneal. Una muestra de heces es la más comúnmente examinada.

Los resultados de la tinción de Gram determinan si el microorganismo es gramnegativo, pero las bacterias en sí mismas no difieren entre otros bacilos aerobios gramnegativos que causan enfermedades infecciosas similares. E. coli crece bien en medios nutritivos de uso común, como el agar sangre.

Un análisis de E. coli le permitirá establecer con precisión el diagnóstico.

emedicine.medscape.com

Bacterias intestinales

Estos microorganismos suelen vivir en el lumen del tracto gastrointestinal de personas y animales. La mayoría de las bacterias de este tipo son inofensivas y, de hecho, son una parte importante de un intestino humano sano.

Sin embargo, algunos serotipos son patógenos, lo que significa que pueden causar trastornos, como diarrea o enfermedades de otros órganos del tracto gastrointestinal.

Escherichia consiste en un grupo diverso de bacterias.

Las cepas patógenas se subdividen en seis subtipos, que se asocian con la diarrea y se denominan colectivamente bacterias inductoras de diarrea:

  1. Productor de toxina shig (STEC): también puede denominarse microorganismos que producen verocitotoxina (VTEC) o enterohemorrágico (EHEC). Son el tipo más común de bacteria que causa la intoxicación alimentaria.
  2. Enterotoxigénica (ETEC).
  3. Enteropatogénicos (EPEC).
  4. Enteroagregantny (EAEC).
  5. Entero-invasiva (EIEC).
  6. Difícilmente Dependiente (DAEC).

Las bacterias del grupo de colibacillus se encuentran a menudo en el entorno cotidiano de las personas.

www.cdc.gov

La aparición del patógeno en la próstata en hombres.

La derrota del sistema urogenital a menudo se manifiesta en forma de fiebre de bajo grado y disuria. Los trastornos urinarios en los hombres se caracterizan por su mayor frecuencia y dolor.

Los pacientes con prostatitis cólica aguda o absceso prostático se quejan de escalofríos, fiebre repentina (> 39 ° C) y dolor en el perineo o en la espalda. Palpable sensible al tacto, hinchada, próstata dura y caliente.

La prostatitis aguda también se manifiesta en forma de disuria, micción urgente y frecuente. Algunas personas pueden tener mialgia, retención de orina, malestar y artralgia. Si el paciente no responde a los antibióticos, es posible que haya un absceso de la glándula, que puede detectarse a través de varios estudios.

¿Cómo tratar la E. coli en la próstata? El tratamiento consiste en cirugía abierta o drenaje de la piel. Los pacientes con un absceso del órgano de la próstata causado por E. coli tienen una temperatura alta, a pesar del tratamiento antibiótico adecuado y la movilidad de las glándulas durante el examen rectal.

En pacientes con pielonefritis bacteriana concomitante, dolor local en el costado o en la parte inferior de la espalda, temperatura alta (> 39 ° C) y disuria.

La afección puede complicarse con un absceso necrotizante que no responde a los antibióticos. Los pacientes con diabetes u obstrucción del tracto urinario pueden desarrollar bacteriemia y sepsis. Enfermedad no menos peligrosa del tracto digestivo.

emedicine.medscape.com

Manifestaciones en los niños.

Las manifestaciones de la infección por Escherichia coli pueden ser menores e inespecíficas en bebés y niños pequeños. Incluso en niños mayores, los síntomas pueden ser similares a los signos de enfermedades virales comunes, lo que lleva a un diagnóstico erróneo o tardío.

Un historial médico detallado, incluidas las infecciones previas del tracto urinario, puede ayudar a realizar más pruebas de diagnóstico.

Los niños de mediana edad con enteritis bacteriana pueden experimentar fiebre, vómitos, dolor abdominal o diarrea con o sin sangre y moco. El estreñimiento predispone a un niño a una infección del tracto urinario y puede complicar el tratamiento. En los casos de enfermedad diarreica, se debe prestar atención a la frecuencia de las deposiciones en las últimas 12-24 horas, la apariencia (por ejemplo, floja, acuosa) y la presencia de sangre o moco.

Los síntomas particulares son afectados por el tipo de bacteria:

  1. La diarrea enterotoxigénica es acuosa sin leucocitos sanguíneos, mucosos o fecales. Varía de leve a grave.
  2. La enfermedad enterohemorrágica se manifiesta desde un simple trastorno de heces hasta una colitis hemorrágica, a menudo con cólicos abdominales y vómitos. La fiebre está presente en alrededor de un tercio de los casos.

Estos patógenos son bacterias patógenas.

Si el niño tiene dolor abdominal, es necesario evaluar sus posibles características:

  • lugar de origen,
  • discontinuidad
  • duración
  • severidad y carácter
  • Factores de fortalecimiento y debilitamiento.

En recién nacidos y bebés con colibacilosis del tracto urinario, bacteriemia o sepsis, pueden presentarse los siguientes síntomas:

  • apnea
  • letargo
  • hipotermia
  • ictericia
  • fiebre
  • mala nutrición
  • diarrea
  • irritabilidad
  • vomitar
  • dificultad respiratoria
  • ansiedad

La meningitis en los recién nacidos causada por E. coli puede ocurrir sin signos evidentes de daño al SNC. A menudo hay letargo o síntomas neurológicos anormales y episodios intermitentes de apnea.

Los bebés menores de 4 semanas tendrán irritabilidad, letargo (letargo), vómitos, anorexia y calambres. En niños mayores de 4 meses, hay rigidez en el cuello, resortes tensos y fiebre. Los adolescentes desarrollan dolor de cabeza, vómitos, confusión, letargo, convulsiones y fiebre.

emedicine.medscape.com

¿Qué es la enfermedad peligrosa?

La mayoría de las cepas de E. coli son inofensivas, pero el subtipo O157: H7 es la excepción clave, ya que este serotipo causa diarrea grave, lo que ocasiona daño renal y otras complicaciones graves, incluida la muerte.

Las bacterias son susceptibles a personas de todas las edades, sin embargo, las personas inmunocomprometidas, los ancianos y los niños pequeños tienen un mayor riesgo. Organismo especialmente susceptible de embarazadas. La varita afecta los órganos internos de la futura madre, lo cual es peligroso para ella y para el bebé por nacer.

Por lo tanto, en ginecología, muchos métodos tienen como objetivo identificar el patógeno. Por lo tanto, es obligatorio curar la enfermedad bajo la supervisión de un médico, no se recomienda elegir los medicamentos usted mismo.

Loading...